Los terroristas de París alquilaron tres pisos francos en Bélgica

La duración era de un año, se pagó en metálico y las identidades utilizadas eran falsas

Vista de la calle de charleroi donde los terroristas de París alquilaron una casa.
Vista de la calle de charleroi donde los terroristas de París alquilaron una casa.VIRGINIE LEFOUR (AFP)

Comienza el nuevo año con avances en las investigaciones que rodean los atentados de París del pasado 13 de noviembre en el que 130 personas fueron asesinadas y unas 300 resultaron heridas. La Fiscalía belga ha revelado este miércoles que las fuerzas de seguridad del país identificaron hasta tres pisos francos en Auvelais, Charleroi y Bruselas que los terroristas habrían alquilado bajo tres identidades falsas para "conspirar" la masacre del 13-N.

Más información
La policía belga encuentra en un piso la huella del terrorista huido de París
Difundidas fotos del terrorista huido el 13-N de París después del ataque
Toda la información sobre los atentados de París

Esta última revelación significa un "progreso", según la Fiscalía belga, en el esclarecimiento de los acontecimientos. Las tres viviendas habrían sido alquiladas el 1 y el 3 de septiembre y la tercera, en la pequeña localidad de Auvelais, el 5 de octubre, donde entonces se llevó una discreta operación policial que no trascendió más allá de algunos medios locales y las redes sociales. En ninguna de las tres casas se ha encontrado armas, según el Ministerio Público.

A pesar de que poco a poco se va conociendo más información sobre Salah Abdeslam, el terrorista prófugo más buscado en Europa, como la publicación de unas imágenes en una gasolinera horas después del atentado, el joven belga de 26 años sigue aún en paradero desconocido. Como ya hizo público la semana pasada, la Fiscalía ha confirmado este miércoles que en la casa de Schaerbeek, al norte de Bruselas, las fuerzas de seguridad encontraron huellas dactilares de Abdeslam y muestras de ADN de Bilal Hadfi, uno de los terroristas muertos en París. El pasado 10 de diciembre fue cuando la policía efectuó la redada en esta vivienda de la calle de Henri Bergé, donde las fuerzas de seguridad encontraron cinturones, una balanza de precisión, material para fabricar bombas y un dibujo de una persona llevando un cinturón de explosivos. Los medios locales inmediatamente señalaron la vivienda como refugio de Abdeslam tras la mataza de París. La Fiscalía también ha revelado que el 1 de septiembre un individuo alquiló esta vivienda bruselense bajo la identidad de Fernando Castillo y por una duración de un año. El desembolso de la renta, del que se desconoce la cantidad exacta, se hizo en metálico, según un comunicado de cuatro páginas.

El 1 de septiembre un individuo alquiló una vivienda en Bruselas bajo la identidad de Fernando Castillo

Dos días más tarde, el 3 de septiembre, la casa de la calle de Fort, en la localidad sureña de Charleroi, fue alquilada por un año con la falsa identidad de Ibrahim Maaroufi. La policía llevó a cabo un registro el 9 de diciembre en el que se encontraron huellas dactilares de Bilal Hadfi —del que se recogieron muestras de ADN también en el piso de Bruselas— y de Abdelhamid Abaaoud, presunto cerebro de los atentados de París muerto durante la operación policial en la vivienda en la que se escondía días después de la masacre en el distrito parisino de Saint Denis.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete
Vista de un edificio junto en el barrio de Schaerbeek en Bruselas (Bélgica).
Vista de un edificio junto en el barrio de Schaerbeek en Bruselas (Bélgica).LAURENT DUBRULE (EFE)

El pasado 26 de noviembre, 13 días después de los atentados y cuando el foco se había trasladado ya a la vecina Bélgica, la policía efectuó un registro en una de las casas de la calle de Radache, en la pequeña localidad de Auvelais, a unos 80 kilómetros de Bruselas. No se encontraron explosivos aunque sí varios colchones, según la Fiscalía. Esta vivienda, tal y como indican las pesquisas, fue alquilada bajo el nombre falso de Kayal Soufiane el 5 de octubre por uno de los refugiados a los que contactó Salah Abdeslam durante un viaje a Budapest para, supuestamente, reclutar yihadistas el pasado 9 de septiembre.

Coches sospechosos

La Fiscalía ha informado también de que los dos coches que buscaban las autoridades: un Seat León y un BMW, fueron identificados en las "inmediaciones de las tres casas" anteriormente detalladas.

El Seat León, utilizado tras los atentados de París, fue hallado en un lugar cercano a Charleroi y Auvelais. El BMW, alquilado por Mohamed B., fue identificado en Charleroi, Auvelais y también Schaerbeek, en Bruselas.

La Fiscalía ha informado de que las otras pruebas recogidas en las numerosas operaciones y redadas desde el pasado 16 de noviembre continúan siendo analizadas.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS