Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Diez países de la UE refuerzan sus fronteras tras los atentados de París

Las medidas, tomadas el pasado sábado, afectan a los límites externos e internos de la UE

Un soldado francés hace guardia en la frontera con Italia. Ampliar foto
Un soldado francés hace guardia en la frontera con Italia. REUTERS

Una de las medidas de seguridad que han tomado al menos 10 Estados miembros tras los atentados del pasado viernes en París (Francia) es la de reforzar la seguridad en los controles fronterizos. Desde el sábado, 10 países —entre ellos España— han comunicado el refuerzo en la vigilancia de sus territorios por tierra, mar y aire, según fuentes europeas.

Alemania

En colaboración con las fuerzas de seguridad francesas, Alemania ha reforzado la presencia policial en la frontera con el país vecino y ha comenzado a hacer controles de vehículos de manera selectiva. La frontera, no obstante, permanece abierta.

Bélgica

Ofrecerá "asistencia activa" en caso de despliegue policial francés en territorio belga, especialmente en las carreteras E17, E19 y E42, todas en el sur. El equipo de control y vigilancia ferroviaria está desplegado en las principales estaciones del país, especialmente en donde paran los trenes con destino y origen Francia.

Controles de identidad adicionales —sobre todo a los individuos que viajan desde París— se llevan a cabo desde el sábado en el aeropuerto internacional de Zaventem, en Bruselas, y en la estación de tren de Midi, al sur de la ciudad.

España

Las fronteras permanecen abiertas, aunque hay controles policiales en la frontera con Francia.

Estonia

Las autoridades han aumentado la seguridad en las fronteras interiores y exteriores. También en infraestructuras como aeropuertos y puertos. La comunicación es más intensa a partir del sábado con los países vecinos: Finlandia, Suecia, Letonia y Lituania.

Francia

El país introdujo controles fronterizos adicionales el pasado 13 de noviembre con el objetivo de vigilar el espacio aéreo, terrestre (incluidas las estaciones de tren internacionales) y marítimo. Además, todas las fuerzas del orden están llamadas a vigilar el territorio: Policía Nacional, Gendarmería Nacional y Aduanas, con el apoyo de los países vecinos. Es decir: Bélgica, Luxemburgo, Alemania, Italia y España.

Según la información remitida por los Estados miembros a un órgano de la Comisión, no se descartan "medidas excepcionales" en materia fronteriza en los próximos días.

Finlandia

El país escandinavo ha comenzado a activar un plan de seguridad nacional que se centrará en el control de fronteras y especialmente en los siguientes campos: combatientes extranjeros, aumento de las inspecciones en fronteras y un incremento de la vigilancia de la migración.

Grecia

Se han reforzado los pasos fronterizos con especial atención a la identificación de posibles "terroristas extranjeros", según un documento de trabajo de cuatro páginas de un organismo europeo. Los puertos y aeropuertos de partida a diferentes países de la zona Schengen (de libre circulación de personas) han sido reforzados.

Italia

Se ha incrementado "notablemente" el control aéreo. Especialmente en los aeropuertos de donde despegan y aterrizan vuelos a Francia. Las autoridades aéreas italianas han aumentado el nivel de seguridad y vigilancia en el equipaje de los viajeros.

En la frontera terrestre con Francia, y en colaboración con las autoridades galas, los controles se han reforzado para detectar a inmigrantes ilegales.

Lo mismo sucede en los trenes de larga distancia que hagan el trayecto Francia-Italia en ambas direcciones.

Lituania

El país ha aumentado el control en los vuelos internos. Se han puesto en marcha patrullas de vigilancia en el mar. Los controles se incrementan en las fronteras con Letonia, Bielorrusia, Rusia y Polonia. La central nuclear de Ignalina está siendo vigilada.

Malta

El Gobierno maltés ha decidido mantener los controles de fronteras que introdujeron con motivo de la cumbre de La Valeta de la semana pasada.

Más información