ELECCIONES ESTADOS UNIDOS

¿Quién es quién? Los candidatos demócratas a la Casa Blanca en 2016

Estos son los seis candidatos del Partido Demócrata que aspiran a suceder a Obama

Hillary Clinton escucha a Bernie Sanders durante el debate demócrata.
Hillary Clinton escucha a Bernie Sanders durante el debate demócrata.J. H. / AFP

Repasamos los nombres y propuestas de los candidatos a la presidencia de Estados Unidos por el Partido Demócrata.

Hillary Clinton

La favorita en todas las encuestas de la candidatura demócrata es ex secretaria de Estado (2009–2013), exsenadora por el estado de Nueva York y ex primera dama (1992–2000). En los últimos años ha liderado la Fundación Clinton junto a su marido, Bill Clinton, y su hija Chelsea. A lo largo de su carrera ha defendido los derechos de las mujeres y las niñas en todo el mundo, el acceso a la educación y la igualdad de oportunidades. Hillary Clinton también defendió la guerra de Irak -argumento que pudo costarle la candidatura en 2008- y ha mantenido posturas en política exterior más agresivas que el presidente Obama. En la campaña actual, su principal enemiga es ella misma: el escándalo de los correos electrónicos durante su etapa en el Departamento de Estado y la crisis de Bengasi, investigada por el Congreso, parecen las únicas posibles amenazas a su carrera hacia la Casa Blanca.

Uno de sus vídeos

Un tuit

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites

Suscríbete aquí

Para saber más:

Cuando Hillary empezó a ser Hillary, por Marc Bassets.

Bernie Sanders

El senador por el Estado de Vermont es una de las grandes sorpresas del Partido Demócrata en esta campaña. Se le atribuye haber forzado a Clinton a clarificar sus posturas más progresistas en este ciclo a través de algunas de las propuestas más liberales que se han escuchado en los últimos años. Sanders ha logrado además movilizar a un importante sector del electorado más joven, atrayendo a miles de personas a todos sus mítines por todo el país. Su punto más débil es precisamente este, sus posturas más izquierdistas, y que se define como un demócrata socialista, un término recibido con gran rechazo en Estados Unidos. Sanders también ha dejado un flanco abierto en su postura por la regulación de las armas, no tan liberal como se esperaba y condicionada en su etapa de senador por el hecho de ser de Vermont, un Estado donde abundan las armas.

Un vídeo

Un tuit

Para saber más:

Bernie Sanders, el socialista que quiere desafiar a Hillary Clinton, por Silvia Ayuso

Martin O’Malley

El exgobernador de Maryland y exalcalde de la ciudad de Baltimore siempre ha contado con un importante respaldo de la comunidad afroamericana e hispana. O’Malley puede presumir de haber aprobado una de las reformas migratorias más ambiciosas a nivel estatal, regulando la situación de los dreamers o estudiantes indocumentados y demostrando que la polémica reforma sí tenía cabida en algunas partes del país. El exgobernador también es uno de los grandes defensores de la reforma del sistema de prisiones para acabar con la saturación en las cárceles y favorecer la reinserción social.

Uno de sus vídeos

Y un tuit

Lincoln Chafee

El exgobernador de Rhode Island, de 62 años, fue el único senador que votó en contra de la guerra de Irak en 2002, un dato del que presumió durante el primer debate demócrata. Sus principales seguidores son los demócratas más reacios a cualquier intervención militar en el exterior y Chafee puede convertir este argumento en su principal ataque contra Clinton, más conservadora en este aspecto, pero tiene problemas para expandir su base más allá de estos argumentos. Chafee presume de experiencia y de carecer de “escándalos” en su carrera política.

Uno de sus vídeos

Y un tuit

Jim Webb

El exsenador por el Estado de Virginia y veterano de la guerra de Vietnam es uno de los candidatos más conservadores del Partido Demócrata, especialmente en el ámbito de la política exterior y la economía. Las propuestas progresistas de Clinton y Sanders en áreas como la desigualdad, la educación, la inmigración o las armas marcan un claro contraste con candidatos como Webb, alejado de la tendencia mayoritaria entre los demócratas y entre una parte destacada de la sociedad estadounidense.

Un tuit

Lawrence Lessig

Este profesor de la Universidad de Harvard se presenta a las elecciones por el Partido Demócrata con una sola propuesta: reformar el sistema electoral estadounidense. Lessig quiere terminar con el poder de las grandes fortunas del país y la influencia de sus donaciones a través de los conocidos como superPACs, organizaciones que no están obligadas a revelar el origen de toda su financiación, aumentando el poder de una minoría multimillonaria del país.

Uno de sus vídeos

Para saber más:

El candidato que quiere ser presidente de Estados Unidos por una hora, por Silvia Ayuso

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50