Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ministerio de Finanzas alemán exige precisiones al pacto con Grecia

El departamento de Schäuble envía a Bruselas un documento en el que expresa sus reservas

El ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble.
El ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble. EFE

En vísperas de la crucial reunión del Eurogrupo prevista para este viernes en Bruselas para aprobar el acuerdo alcanzado en Atenas sobre el tercer paquete de rescate para el país heleno, el Ministerio de Finanzas alemán que dirige Wolfgang Schäuble envió a Bruselas un documento de dos páginas en el que expresa sus reservas sobre el contenido del acuerdo y exige mayor precisión en tres aspectos fundamentales del paquete antes de darle el visto bueno. En los últimos días, antes incluso de anunciarse la firma de un acuerdo técnico entre Grecia y el cuarteto, asesores de Schäuble han reiterado que Berlín preferiría un nuevo crédito puente para Atenas a un acuerdo precipitado y poco sólido.

El documento enviado a Bruselas, publicado por algunos medios alemanes en la tarde del miércoles, exige una rápida respuesta respecto a la participación del Fondo Monetario Internacional en el acuerdo suscrito en Atenas, a la forma en que Grecia asegurará la sostenibilidad de la deuda —teniendo en cuenta que una posible reestructuración aún no tiene fecha— y, finalmente, acerca de si el fondo de privatización puede comenzar a trabajar de forma rápida y si incluirá a los bancos griegos.

El documento, titulado “Preliminary check of MoU” (examen preliminar del Memorando de Entendimiento, MoU, en sus siglas en inglés), califica los planes de reforma de Grecia sobre la sostenibilidad de la deuda y el programa de privatizaciones como “insatisfactorios”. Además, en el texto se añade que el MoU pactado por Grecia y sus acreedores para conseguir un tercer rescate no “es completamente claro sobre la dirección de sus políticas”.

“El Gobierno alemán rechaza el programa de rescate para Grecia”, señala la edición digital del periódico Bild, que afirma poseer una copia del documento. “El Ejecutivo considera los acuerdos entre los acreedores y el Gobierno griego sobre el paquete de rescate como insatisfactorio”, añade el rotativo.

Según el texto enviado por el Ministerio de Finanzas, citado por el Bild, la aplicación de numerosas iniciativas acordadas en Atenas puede durar hasta los meses de octubre o noviembre. “Algunas de las medidas más importantes no han sido implementadas y tampoco son especificadas”.

En el documento, el ministro Schäuble critica algunas medidas del Gobierno griego relacionadas con el programa de reformas y ahorro al considerar que carecen de una directriz clara y que las autoridades no especifican con claridad un calendario para implementarlas. La crítica más dura está relacionada con la creación de un grupo de trabajo para el fondo de privatización, que debe comenzar a trabajar en octubre. “La creación de un solo grupo de trabajo es insuficiente”, señala el documento.

A pesar del tono duro en el que está escrito el texto remitido a Bruselas y que hace suponer que Berlín no votará a favor del paquete de rescate el próximo viernes si no obtiene respuestas claras y contundentes a sus inquietudes, un portavoz del Ministerio de Finanzas se encargó de matizar el contenido del documento al señalar que se trata de una primera valoración y que es demasiado pronto para emitir un juicio definitivo.

“Solo hemos formulado algunas cuestiones que son parte del proceso de revisión que aún no ha terminado. Las preguntas serán discutidas en el seno del Eurogrupo”, dijo el portavoz, citado por la agencia alemana DPA.

Pero la filtración del documento dejó al desnudo que existen discrepancias en el seno del Gobierno alemán sobre el contenido del memorando acordado en Atenas. En la mañana del miércoles, el portavoz de la canciller, Steffen Seibert, había calificado el acuerdo como positivo. Por la tarde, un portavoz del Ministerio de Economía, que dirige Sigmar Gabriel, se mostró sorprendido por el tono del documento del Ministerio de Finanzas y añadió que su departamento también calificaba como positivo el memorando.

Si el acuerdo alcanzado en Atenas obtiene la luz verde del Eurogrupo, el próximo martes habrá una sesión extraordinaria de Bundestag para aprobar o rechazar el paquete de rescate.