Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El rechazo a los inmigrantes, al islam y a la Unión aglutina a los populistas

Marine Le Pen y Geert Wilders lideran un variopinto grupo de partidos radicales en auge en Europa

El grupo de partidos xenóhobos y euroescépticos en auge en el continente tiene a sus principales estandartes en el Frente Nacional francés de Marine Le Pen y en el Partido por la Libertad (PVV) holandés de Geert Wilders. Esta pareja es la punta de lanza de una nutrida y variopinta corriente ideológica que pretende convertir la popularidad que le otrogan las encuestas en un buen puñado de escaños en las elecciones al Parlamento Europeo de la próxima primavera. Su meta es sumar una minoría de bloqueo en una Cámara que gozará de más poderes que nunca.

La receta que une a estos grupos es fundamentalmente un doble frente de rechazo: a los inmigrantes, especialmente si son musulmanes, y a la Unión Europea, como chivo expiatorio de la crisis económica que golpea el continente y amenaza la sostenibilidad de su joya de la corona, el Estado de bienestar.

La última encuesta del instituto de opinión pública francés Ifop otorgaba al Frente Nacional un 24% de intención de voto, por delante de la UMP de centro derecha que se quedaría en el 22% y el gobernante Partido Socialista, que obtendría un 19%. El PVV también encabeza las encuestas, según el centro Maurice de Hond tendría un 21% de los votos, por delante de los partidos de la coalición en el poder en La Haya. El VVD de centro derecha, 12,6%, y el partido Laborista (PvdA), 11,2%.

En Bélgica los nacionalistas flamencos del Vlaams Delang (2 eurodiputados) se quedan en el 11,9%. El Partido Popular Danés (1), es respaldado por el 12% de los ciudadanos. El Partido de los Auténticos Finalandeses (1) obtiene el 9,4% de apoyo. La derecha anieuropea polaca de Ley y Justicia (6) del ex primer ministro Jaroslaw Kacynsky alcanza el 17,1%. Jobbik (3) logra el 16,7% en Hungría. El Partido de la Gran Rumanía (3) se queda en el 1,5%. La búlgara Unión Nacional de Ataque (2) alcanza el 8%. La Liga Norte (9) italiana se queda en el 5%. Aurora Dorada en Grecia, cuya popularidad nació con la crisis de la eurozona, obtiene el 7%.