Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Asad advierte a Europa de que pagará las consecuencias si arma a los rebeldes

El presidente sirio concede una entrevista al diario alemán 'Frankfurter Allgemeine Zeitung'

El Asad durante la entrevista, en una imagen de la agencia oficial siria.
El Asad durante la entrevista, en una imagen de la agencia oficial siria. EFE

El presidente sirio, Bachar el Asad, dijo en una entrevista publicada este martes que Europa “pagará un precio” si acaba armando a los rebeldes sirios, tal y como han propuesto Gran Bretaña y Francia. El mandatario tachó, además, de falsas las acusaciones de la Casa Blanca de que su Gobierno ha empleado armas químicas en ataques en los pasados meses, provocando la muerte de hasta 150 personas.

“El patio de atrás de Europa pasará a ser terrorista y Europa acabará pagando un precio por todo ello”, dijo El Asad al valorar la posibilidad de que la voluntad de Gran Bretaña y Francia acabe imponiéndose en el continente. El Presidente advirtió en la entrevista, publicada por el diario alemán Frankfurter Allgemeine Zeitung, de que la inmigración ilegal llevará el “terrorismo”, y con él esas armas, de Siria y Oriente Próximo a los países europeos.

El terrorismo “se propagará a través de los flujos de inmigración ilegal y a través de esos terroristas que regresarán a sus países de procedencia para recibir adoctrinamiento y adiestramiento”, dijo. Damasco tacha a todos los opositores de terroristas, y mantiene que muchos de ellos proceden de países extranjeros, llegados a Siria por una mentalidad radical islamista y yihadista. En combate, han muerto de hecho muchos ciudadanos foráneos, de Irak, Gran Bretaña y Estados Unidos, por ejemplo.

El jueves, la Casa Blanca anunció que armará a los rebeldes, aunque aun no ha aclarado con qué material y en qué plazos. En el seno de la Unión Europea, a los intentos de Gran Bretaña y Francia de hacer lo mismo se ha opuesto Alemania, que pide contención. El Asad así lo reconoció en su entrevista, diciendo que Berlín “se plantea preguntas lógicas sobre las consecuencias de armar a terroristas”.

En un comunicado, Ben Rhodes, viceconsejero de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, dijo el jueves que sus “servicios de inteligencia han determinado que el régimen de El Asad ha utilizado armas químicas, incluido gas sarín, en múltiples ocasiones contra los rebeldes”, provocando hasta 150 muertes. Gran Bretaña, Francia e Israel dicen tener pruebas también del uso de esas sustancias en combate. El presidente El Asad criticó también esas afirmaciones.

“Las armas convencionales pueden provocar esas cifras de fallecidos, o más, en una sola jornada. Las armas de destrucción masiva aniquilan a miles de personas, y por eso se utilizan. Sería ilógico emplear armas químicas para lograr una cifra de muertos que se podría lograr empleando armas convencionales”, dijo. Además, afirmó que si esas potencias “hubieran conseguido una única prueba de que se han utilizado armas químicas, lo hubieran proclamado a los cuatro vientos”.