Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las Damas de Blanco apelan a la solidaridad europea para avanzar en Cuba

El Parlamento Europeo entrega a las mujeres el premio Sájarov que les concedió en 2005

Las Damas de Blanco rodean a Schultz este martes en Bruselas.
Las Damas de Blanco rodean a Schultz este martes en Bruselas. EFE

“Ha sido un camino largo y difícil, pero nunca perdimos la fe de llegar hasta aquí”. Con palabras llenas de emotividad han recibido este martes las Damas de Blanco el premio Sájarov que el Parlamento Europeo les concedió hace ocho años. De esa forma, el movimiento de protesta cubano ha concluido un camino que arrancó en 2005, cuando recibieron ese galardón —que premia la lucha por los derechos humanos— pero no pudieron recogerlo por la prohibición del régimen a abandonar Cuba. En nombre del colectivo, Laura Labrada Pollán, hija de la fallecida Laura Pollán (fundadora de las Damas de Blanco), abogó por un futuro mejor para la isla y clamó: “Nuestra dignidad es más grande que el odio de los que nos reprimen”.

Ha sido un acto de emoción contenida, en el que las cinco representantes de las Damas de Blanco han escuchado con gratitud las palabras del presidente del Parlamento Europeo, Martin Schulz, y de otros eurodiputados que apoyaban su lucha. Cogidas de la mano, y en más de una ocasión con lágrimas en los ojos, las cinco mujeres, de riguroso blanco, han escuchado a los elogios de Schulz a su “labor incansable e inquebrantable a favor de la libertad en Cuba”. El presidente de la Eurocámara ha entregado a Berta Soler el galardón, que desde 1988 distingue a quienes luchan por los derechos humanos y las libertades. El resto de las representantes escuchaba desde los escaños.

Schulz se mostró muy crítico con el régimen cubano y consideró una violación de los derechos fundamentales la prohibición que hasta ahora les ha permitido viajar a Europa para recoger el galardón. La reforma migratoria que aplica la isla desde principios de año ha propiciado la organización de esta ceremonia de entrega.

“El que oprime al pueblo es que algo teme. Y si lo teme, por algo será. Pero nunca ganarán nada”, destacó el presidente del Parlamento Europeo, que recordó los 6.602 casos de detenciones arbitrarias registrados en Cuba durante el año 2012, un 50% más que el año anterior. Las representantes de las Damas de Blanco, colectivo formado por madres y esposas de dirigentes cubanos encarcelados por el régimen, prometieron que su lucha continuará hasta que la isla consiga plenas libertades. Schulz las animó: “No hay dictadura en el mundo que pueda detener la democracia”.

La hija de Pollán apeló a la solidaridad europea para lograr sus objetivos y ensalzó la libertad y la democracia como “principios que animan a la Unión Europea”. Laura Labrada Pollán remató su discurso pidiendo a gritos “libertad para el pueblo de Cuba”, un clamor que fue recibido con un cerrado aplauso de los diputados, de pie en sus escaños. Y dedicó el premio a su madre, fallecida en 2011 sin haber podido recibir en sus manos el premio.

Con esa distinción, el Parlamento Europeo reconoce el coraje de las Damas de Blanco, que desde 2004 luchan por los derechos humanos. El grupo se constituyó inicialmente para denunciar el encarcelamiento de 75 disidentes políticos y se convirtió en uno de los símbolos de la lucha contra el régimen cubano. El Premio Sájarov, dotado con 50.000 euros, se otorga desde 1988 a personalidades u organizaciones que destaquen por su actividad a favor de los derechos humanos.

Más información