Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Al menos 14 muertos en un ataque talibán a una base militar en Jalalabad

Los terroristas han detonado dos coches bomba y han intentado in éxito penetrar en la base Nueve de ellos han muerto

Un militar cubre los cuerpos de los autores del ataque.
Un militar cubre los cuerpos de los autores del ataque. AFP

La base militar de EE UU y de la OTAN en Jalalabad ha sido hoy objetivo de un ataque por parte de varios talibanes, que han hecho estallar coches bomba, han lanzado cohetes y morteros y han detonado chalecos explosivos. Al menos 14 personas han muerto en el ataque y hay varios heridos, aunque no está claro por el momento cuántos atacantes y cuántos defensores se cuentan entre las víctimas. El ataque pone de relieve de nuevo lo precario de la situación en el país mientras los países que participan en la misión de la OTAN y el ejército estadounidense preparan su salida del país.

Fuentes policiales de la ciudad afgana han informado a la agencia Reuters de que varios cadáveres con uniformes de policía y del ejército afganos han quedado en torno a la entrada de la base después de una batalla de unas dos horas. No está claro si los fallecidos son soldados afganos o atacantes vestidos de soldados, una táctica que los talibanes usan con frecuencia para atacar las posiciones militares afganas u occidentales.

Al menos dos terroristas suicidas han muerto después de hacer estallar sendos coches bomba, ha informado Nasir Ahmad Safi, portavoz del Gobierno provincial, al comienzo del ataque. Otros siete, según esta fuente, han muerto en la batalla posterior con las tropas afganas y de la OTAN a la entrada de la base. Según este recuento, otros tres soldados afganos y dos civiles han perecido también en el intento de asalto. Un portavoz talibán ha informado a Reuters de que "varios de nuestros devotos han atacado la base estadounidense más importante de Jalalabad y han causado graves pérdidas al enemigo".

El comandante Martyn Crighton, de la misión ISAF de la OTAN, ha informado, por su parte, de que había “varios terroristas suicidas implicados” en el ataque. Según sus cuentas, siete soldados de la coalición han resultado heridos. Ha informado de que los atacantes no han logrado su propósito de penetrar en la base, cercana al aeropuerto de Jalalabad. Según France Presse, helicópteros de la ISAF han disparado sobre los atacantes.

Tanto los soldados de la ISAF como los de EE UU desplegados sobre el país tratan de lograr estabilizar el país de cara a la salida de la mayor parte de las tropas de la OTAN para finales de 2014, cuando está previsto que traspasen el mantenimiento del orden a las fuerzas afganas. Arrecian mientras las dudas de que los propios afganos sean capaces de evitar que el país caiga de nuevo en manos de los talibanes cuando se vayan las tropas occidentales y los temores a que su retirada venga seguida de una guerra civil.

El presidente afgano, Hamid Karzai, sostiene que sus tropas han hecho grandes progresos en su adiestramiento y en la lucha contra los talibanes.

No es la primera vez que la base de Jalalabad es escenario de un ataque talibán. El pasado mes de febrero, un atentado suicida con coche bomba causó la muerte de nueve personas en el cuartel, ocupado casi exclusivamente por tropas de la OTAN y de EE UU.