Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una familia en descomposición

Algunos de los hijos de Gadafi han muerto durante el conflicto. El resto ha huido o se encuentra en paradero desconocido.

Una familia en descomposición pulsa en la foto

La toma de Trípoli hizo que la mayoría de los miembros de la familia Gadafi huyera en diferentes direcciones. Cuatro de ellos se marcharon a Argelia. El resto se haya en paradero desconocido o han sido dados por muertos. Cuando la OTAN empezó a bombardear Libia, algunos de ellos como Saif el Islam, trataron de negociar para que parasen los ataques. Ninguna de las negociaciones llegó a buen puerto. Se supo también que los hermanos eran rivales y que todos trataban de ganarse el favor de su padre para sucederle. Las disputas entre Khamis y Saif, por ejemplo, eran conocidas por los tripolitanos. Esto es lo que ha sido de la familia Gadafi.

Muhamad

El mayor de los hijos de Gadafi se refugió en Argelia tras la caída de Trípoli. Era jefe del Comité Olímpico Libio y el máximo responsable de algunas empresas libias de la familia como Telecom Company.

Saif el Islam

El segundo hijo de Gadafi era el hombre que estaba llamado a suceder al coronel. Durante años mostró una imagen pública abierta y supuestamente favorable a entregar el poder al pueblo. Su arrogancia en un discurso en televisión el pasado febrero, a comienzos de la revuelta, en el que sermoneaba a los rebeldes de Bengasi acabó incendiando los ánimos en el resto del país. Durante la batalla de Trípoli, los rebeldes anunciaron su captura. Apareció a las pocas horas en televisión dándose un baño de multitudes. Desde entonces se encuentra en paradero desconocido.

Khamis

El hijo más temido por los libios, especialmente por los tripolitanos. El complejo militar en las afueras de la capital era el lugar desde donde Khamis dirigía la Brigada 32, encargada de reprimir las revueltas de Bengasi. Cuando los rebeldes iniciaron la toma de Trípoli todos sus soldados habían huido. Ni rastro de Khamis. En Trípoli le dan por muerto.

Mutassim

Mutasim, médico de formación, había asumido el papel de consejero
de seguridad de su padre y, según los dirigentes rebeldes, él era el
responsable de las brigadas fieles al antiguo régimen que combatían contra
las fuerzas del CNT en Sirte, ciudad natal del líder libio. Los rebeldes han informado hoy de su muerte. 

Saadi

El hijo que se empeñó en ser futbolista y llegó a jugar en Italia gracias a los contactos de la familia, escapó a Níger, probablemente ayudado por los tuaregs.

Hannibal

Otro de los hijos que escapó a Argelia tras la caída de la capital libia. Es la oveja negra de la familia, aficionado a resolver los problemas a puñetazos. Estuvo acusado de pegar a su novia en París, en 2005 y fue arrestado tres años después en Génova por golpear a dos sirvientes.

Saif al Arab

Murió el 30 de abril en un ataque de la OTAN al complejo de Bab el Aziziya, donde residía el dictador con su familia.

Safia

La segunda esposa de Gadafi y madre de siete de sus hijos huyó hacia Argelia tras la captura de Trípoli.

Aisha

También huyó a Argelia, país que ha acogido a hijos de Gadafi. Ha sido una figura pública amada por los seguidores del dictador. Formó parte del equipo de abogados defensores del dictador Sadam Husein.

Fatiha

La esposa menos conocida de Gadafi y madre de uno de sus hijos. Es profesora. Se dice que el dictador y ella no se hablan desde poco después de casarse.