Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

EE UU envía soldados a Uganda para luchar contra los rebeldes

Obama autoriza el despliegue de un centenar de soldados para ayudar al Gobierno ugandés en su lucha contra las tropas de Joseph Konny

Civiles asesinados por activistas del Ejército de Resistencia del Señor, en Dokolo Lira, Uganda, en una imagen sin fechar distribuida por la Corte Penal Internacional de La Haya.
Civiles asesinados por activistas del Ejército de Resistencia del Señor, en Dokolo Lira, Uganda, en una imagen sin fechar distribuida por la Corte Penal Internacional de La Haya. AP

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha autorizado el despliegue de un pequeño contingente de un centenar de efectivos en África central para combatir contra el grupo miliciano ugandés Ejército de Resistencia del Señor (LRA, en sus siglas en inglés) que lidera Joseph Kony, imputado por el Tribunal Penal Internacional y actualmente en paradero desconocido.

Según la agencia Reuteres, en una carta remitida al Congreso de Estados Unidos, Obama explicó que doce militares "con el equipamiento de combate apropiado" fueron desplegados en Uganda el pasado miércoles, 12 de octubre, y precederán a otro centenar de efectivos, conformados por personal logístico y unidades de combate, que llegarán al país africano "a lo largo del mes próximo" para "facilitar información y aconsejar" a las tropas del Gobierno ugandés sobre la estrategia a seguir en los combates contra el LRA. "Las tropas", subrayó el presidente de Estados Unidos, "no combatirán excepto en los casos de defensa propia".

El presidente Obama indicó que el despliegue pretende contribuir aponer fin a "las atrocidades que el LRA lleva cometiendo desde hace dos décadas a lo largo de la República Centroafricana, la República Democrática de Congo y Sur de Sudán". A pesar de la "limitada ayuda recibida desde Estados Unidos", Obama explica en la misiva que "todos los esfuerzos militares realizados en la región para capturar a Kony y a sus principales comandantes han fracasado".

"El despliegue de las Fuerzas Armadas estadounidenses contribuye a los intereses de Estados Unidos en los ámbitos de seguridad nacional y política exterior y supondrá una contribución sustancial de cara a los esfuerzos en la lucha contra el LRA en el centro de Africa", añadió en la carta, recogida por la cadena estadounidense CNN.

Kony y sus soldados, muchos de ellos niños, son un problema en esa zona. Necesitan abastecerse y recurren a los saqueos.

En agosto de 2006, tras más de 20 años de guerra, Joseph Kony, el líder del movimiento rebelde ugandés Ejército de Resistencia del Señor (LRA, en inglés), ordenó un alto el fuego y se batió en retirada. Kony había fracasado en su  cruzada para llevar los 10 mandamientos de la Biblia a las leyes de Uganda. Entonces se instaló con su ejército de guerrilleros y niños soldado en las tierras cercanas, al noreste de la República Democrática de Congo y al sur de Sudán.

Kony y su tropa son un problema en esa zona. Necesitan abastecerse y recurren a los saqueos.  En diciembre de 2009, masacraron varias aldeas del área de Makombo, al noreste de la República de Congo, y dejar tras su paso 321 cadáveres. Los asesinatos ocurrieron entre los días 13 y 18 y los rebeldes ugandeses se llevaron a 250 personas secuestradas, según un informe de la ONG Human Rights Watch (HRW). Según datos de la ONU, las fuerzas de Joseph Kony mataron a 1.200 personas en un periodo de 10 meses entre 2008 y 2009.