Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La OTAN considera que Hashim Thaçi es "un pez gordo" en el sindicato del crimen kosovar

El Consejo de Europa pide a las autoridades de Pristina y Tirana "una investigación exhaustiva" sobre el tráfico de órganos en la guerra de Kosovo. - El primer ministro pertenecía a la milicia separatista que han sido acusada de estos crímenes

El primer ministro de Kosovo, Hashim Thaci, es uno "de los peces gordos" del crimen organizado nacional, según documentos secretos de la OTAN filtrados a The Guardian. Los documentos indican que Estados Unidos y otras potencias occidentales están al corriente desde hace años de las conexiones criminales del Gobierno kosovar. Por su parte, el Consejo de Europa ha pedido hoy a las autoridades de Kosovo y Albania "una investigación independiente y exhaustiva" sobre el tráfico de órganos extraídos de muertos prisioneros del Ejército de Liberación de Kosovo (UCK) en la guerra en Albania en los años 90.

La Asamblea Parlamentaria del Consejo ha aprobado esta tarde en Estrasburgo (Francia), el informe del relator especial Dick Marty en el que se relaciona a elementos próximos al primer ministro Hashim Thaçi con una red de tráfico de órganos. La resolución se basa en las conclusiones del informe de Marty, en el que se acusa a los antiguos rebeldes del UCK, y más concretamente a una de sus unidades, el Grupo Drenica -que comandaba Thaçi-, de la desaparición de numerosos civiles serbios y de otras comunidades para extraerles sus órganos a fin de traficar con ellos en el este de Europa.

El informe de la OTAN desvelado por The Guardian también identifica a otro político kosovar vinculado a la mafia albanesa y del que los servicios de inteligencia militar occidentales dicen que ejerce un fuerte control sobre el ex guerrillero Thaci, hasta el punto de dominarle. Se trata de Xhavit Haliti, ex jefe de logística del Ejército Kosovar de Liberación y actualmente estrecho aliado del primer ministro además de parlamentario de su Partido Democrático de Kosovo (PDK). Según el informe de la OTAN, Haliti es un mafioso que lleva siempre encima una pistola checa de 9 milímetros y mantiene estrechas relaciones con la mafia albanesa y los servicios secretos kosovares.

Los documentos, marcados USA KFOR, ofrecen información detallada sobre las redes de crimen organizado en Kosovo, según señala el periódico. Se espera que el Consejo de Europa exija hoy una investigación en torno a las acusaciones de que Thaci encabezó una red mafiosa responsable del contrabando de armas, drogas y órganos humanos durante y después de la guerra de Kosovo (1998/99). Las acusaciones sobre el supuesto tráfico de órganos aparecieron en un informe oficial publicado el mes pasado por el relator de derechos humanos del Consejo de Europa, el suizo Dick Marty.

En el informe se acusaba a Thaci y a otros ex miembros del Ejército de Liberación de Kosovo de tener vínculos con el crimen organizado. En concreto, el informe acusaba a Thaci de haber ejercido "un control violento" sobre el tráfico de heroína y parecía confirmar algunas informacones que relacionaban a su círculo íntimo con una banda dedicada a asesinar a prisioneros serbios para vender luego sus riñones en el mercado negro. Kosovo funcionó como protectorado de la ONU desde el final de la guerra hasta 2008, cuando declaró oficialmente su independencia de Serbia. Reelegido primer ministro el mes pasado, Thaci ha gozado de un fuerte apoyo de los países de la OTAN.