Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Problemas superados

Todo lo que dice Maite Rico en su nota sobre cables de la embajada de los Estados Unidos en El Salvador es exacto. Y es exacto porque la fuente, el encargado de negocios Robert Blau, a diferencia de diplomáticos estadounidenses en otros países, tiene un conocimiento bastante fino de la realidad polìtica salvadoreña y se expresa siempre con mucha prudencia, producto de su temperamento y de su veteranía.

A mediados del presente año, a pocas semanas del primer aniversario del gobierno de Funes, la situación de desencuentro del presidente con el FMLN era realmente grave. La desconfianza era grande y las recriminaciones eran frecuentes y agrias, tanto las que se hacìan en privado como las que se hacìan en público. Hasta se podía pensar que la relación estaba a punto de ruptura, lo que significaba, entre otras cosas, remoción de muy altos funcionarios del gobierno que también eran militantes del Frente, comenzando por los de seguridad e inteligencia. En ese momento, el presidente se dedicaba, tras bambalinas, a formar un movimiento político -"ciudadanos por el cambio"- para asegurar gobernabilidad ante el eventual deterioro de su pacto con el FMLN.

La situación, sin embargo, cambió en los últimos meses. Las contradicciones se redujeron y se administraron con mejor criterio político. El viaje de Funes a Cuba tranquilizó al Frente y consolidó, ya sin ambages, el matrimonio de conveniencia, en la medida en que ambas partes renunciaron a sus antiguas aspiraciones de mutua confianza e identidad ideológico-política. Ahora se le ve muy cómodo al presidente con el partido y al partido con el presidente. Funes ha aprendido ya su lección de realismo, y tal vez también algo de cinismo. Los problemas volverán, porque en el Frente poca gente quiere al presidente. Lo utilizan, pero no lo estiman. Cuando pasen las elecciones legislativas y municipales de 2012 recrudecerá la discordia y todo el cuadro dibujado por Robert Blau en sus cables volverá a tener candente actualidad.