Accidente minero en Chile

Las familias de los mineros contactan por videoconferencia con los 33 enterrados

Este domingo se cumple un mes desde que se produjo el accidente

Fue un suspiro, un minuto apenas que a todo el mundo se le hizo corto. Pero bastó para contagiar la alegría en la mina San José. Los familiares de 33 mineros enterrados a 700 metros pudieron mirarles a los ojos mientras hablaban. El sábado, cuando quedaban pocas horas para que se cumpliera un mes del derrumbe, se produjo la primera videoconferencia. Fue en blanco y negro y los mineros sólo pudieron escuchar la voz de sus parientes. Más adelante también podrán verlos; incluso podrán ver partidos de fútbol y programas de televisión en directo. Ayer se estaban iniciando las primeras pruebas de transmisión. Pero, de momento, la técnica está cumpliendo con la función de estrechar lazos.

Más información
Inquietud por el proyecto de levantar un santuario en la mina
La NASA crea un ciclo día-noche en la mina de Chile
"Ahora estamos pasando una luna de miel. Lo peor vendrá en octubre"
Los supervivientes del accidente aéreo de Los Andes ayudan a los mineros

Claro que, no todo el mundo pudo decir lo mismo. Ariel Ticona, el minero que se negó a aparecer ante las cámaras en la primera grabación efectuada en el refugio donde se encuentran, tampoco quiso contactar ayer con los suyos. Y Víctor Zamora, uno de los más bromistas del grupo, el que manda poemas a la superficie y era presentado en la primera grabación como el hombre que levantaba el ánimo de los 32, también se mostró enfurruñado con su familia. "Lo está pasando mal allá abajo", dijo su esposa, Jéssica Cortés.

Sin embargo, Jéssica Salgado, esposa de Álex Vega, salió con su hija de dos años encantada de la vida: "Está preocupado con algunas cosas de sus deudas. Pero yo le he dicho que esté tranquilo, que ya las cancelo yo. Se ve que su rostro ha cambiado, que está mejor. Le he dicho que lo amo". Lo mismo le ocurrió a Carolina, la hija del ex futbolista Franklin Lobos: "Nos pusimos a hablar mi hermana, mi tío y yo, y apenas lo dejamos hablar a él. Fue cortísimo, pero se le vio muy contento".

El minero atrapado Mario Sepúlveda habla con sus familiares por videoconferencia.
El minero atrapado Mario Sepúlveda habla con sus familiares por videoconferencia.EFE
Ha sido alrededor de un minuto de conversación entre cada minero y algunos de sus allegados. Gracias a un sistema de comunicación de fibra óptica, las familias pudieron ver y oír a los trabajadores, mientras que en las entrañas de la mina ellos solo pudieron escuchar las palabras que les llegaron del exterior.Vídeo: AGENCIA ATLAS
Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS