Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Museo del Holocausto de EE UU critica que Rumanía no retire una moneda "antisemita"

Bucarest declina retirar las piezas acuñadas con la imagen de un ex primer ministro y antiguo líder de la Iglesia ortodoxa

El Holocaust Memorial Museum de Washington (Estados Unidos) ha criticado la decisión del Banco Nacional de Rumanía de no retirar una moneda conmemorativa acuñada con la imagen del ex primer ministro (1938-1939), y antiguo patriarca de la Iglesia ortodoxa, Miron Cristea, al que achacan la decisión de retirar la cuidadanía rumana a unos 225.000 judíos (una tercera parte del total) antes de la II Guerra Mundial.

El museo estadounidense emitió un comunicado hace una semana en el que afirmaba que Cristea "marcó el inicio de una campaña de persecución antisemita que luego continuaron sucesivos Gobiernos del país, y que dio lugar a la devastación de la comunidad judía rumana durante el holocausto".

Pero el martes una comisión formada por el Banco Nacional de Rumanía negó cualquier intención antisemita y decidió no retirar la moneda porque esta forma parte de una serie de cinco piezas conmemorativas dedicadas a antiguos patriarcas rumanos o líderes de la Iglesia ortodoxa.

Rumanía se alió con la Alemania nazi durante buena parte de la II Guerra Mundial. Alrededor de 280.000 judíos y 11.000 gitanos fueron asesinados durante la dictadura pro fascista del mariscal Ion Antonescu, que gobernó el país entre 1940 y 1944, y luego fue ejecutado por los comunistas en 1946.

Actualmente en Rumanía, donde están prohibidas las actividades y manifestaciones antisemitas, solo viven unos 6.000 judíos.