Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lafontaine se retira como líder de La Izquierda y diputado del Bundestag

Ha tomado la decisión tras una operación de cáncer

El ex socialdemócrata y actual líder del partido La Izquierda, Oskar Lafontaine, ha anunciado hoy su doble retirada como presidente de esa formación y diputado del Parlamento federal (Bundestag), lo que precipita la búsqueda de un relevo al frente de esta fuerza pujante en la política alemana. Lafontaine, de 66 años y retirado desde hace dos meses por enfermedad, ha dicho que dejará su escaño y no se presentará a la reelección como presidente en el congreso del próximo mayo de La Izquierda, partido que ha liderado desde su fundación, en 2007, junto al postcomunista Lothar Bisky.

La operación de cáncer a la que se sometió dos meses atrás le ha decidido a tomar esa decisión y no las "discusiones internas" acerca del rumbo del partido, ha indicado el líder e impulsor de esa formación, aglutinante de la disidencia socialdemócrata que representa Lafontaine y el postcomunismo del este de Alemania de Bisky. La decisión de Lafontaine deja al partido sin jefatura visible, ya que su copresidente Bisky había anunciado de antemano que no se presentaría a la reelección para concentrarse en su función actual de eurodiputado.

La Izquierda atraviesa una discusión interna entre los llamados realistas y los fundamentales, que derivó hace unas semanas en la retirada como secretario ejecutivo de Dietmar Bartsch, representante del postcomunismo renovado, acusado de deslealtad por sus críticas a la línea de confrontación de Lafontaine.

La Izquierda es fuerza pujante tanto en el oeste como en el este del país y rozó el 12% en las últimas generales, alimentada en buena parte por la persistente caída de votos del Partido Socialdemócrata (SPD). Lafontaine ha sido a la vez el artífice de ese impulso, por su capacidad de arrastrar el voto de los descontentos con la socialdemocracia, pero también un obstáculo para todo acercamiento o colaboración con su antiguo partido.

El político sacudió al SPD y al primer gobierno socialdemócrata-verde con su doble dimisión en 1999 como presidente del SPD y ministro de Finanzas, unos meses después de llegar Gerhard Schröder a la cancillería y en desacuerdo con su línea centrista.

Desde que se retiró para someterse a una operación de cáncer se especulaba con su abandono del liderazgo nacional para regresar al ámbito del Sarre, estado del que fue primer ministro por el SPD durante 14 años. Al anunciar hoy su retirada, Lafontaine ha aludido al que fue su anterior mazazo físico, el atentado sufrido en 1990, siendo entonces candidato socialdemócrata a la cancillería frente al conservador Helmut Kohl, y ha dicho que la enfermedad, ahora, le había hecho comprender que llegó el momento de tomarse la salud en serio.