EE UU repatría a dos presos de Guantánamo a Argelia

En el penal quedan 196 reclusos.- Hoy se cumple el plazo de un año para cerrar las instalaciones. España acogerá a un preso palestino

Estados Unidos ha enviado a su país de origen a dos presos argelinos, Hasan Zemiri y Adil Hadi al Jazairi Bin Hamlilim, retenidos en la cárcel de Guantánamo, cuando se cumple el plazo de un año decretado por el presidente Obama para cerrar sus instalaciones carcelarias en la isla de Cuba. En Guantánamo quedan aún 196 presos.

"Estados Unidos se ha coordinado con el Gobierno de Argelia para asegurar que el traspaso se realiza bajo las medidas de seguridad apropiadas", ha explicado el Departamento de Justicia estadounidense en un comunicado.

Hace diez días, el ministro español de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, anunció que España acogerá en febrero a dos ex presos de Guantánamo, uno de ellos será palestino, según ha confirmado hoy el ministro de Exteriores palestino, Riyad al Malky. Malky ha reconocido que la Autoridad Nacional Palestina no dispone de mucha información ya que han sido los gobiernos de España y EE UU quienes han acordado la acogida del recluso.

Más información
EE UU suspende el envío de presos de Guantánamo a Yemen
Obama no tiene dinero para cerrar Guantánamo
La comisión sobre Guantánamo recomienda la prisión indefinida de 50 presos

"Lo que nosotros sabemos es que es un ciudadano palestino de la franja de Gaza que salió hace unos cuantos años hacia Arabia Saudí para trabajar allí", ha indicado Malky. "Después, tuvo que moverse a Pakistán para seguir haciendo algo de negocio y fue detenido por la inteliencia militar paquistaní. Después pasó a manos de los soldados norteamericanos y después a Guantánamo".

El cierre se retrasa

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

La repatriación de Hasan Zemiri y Adil Hadi al Jazairi Bin Hamlili es un signo de que la Administración Obama sigue en su empeño de cerrar la cárcel de Guantánamo, a pesar de que el proceso está resultando mucho más lento y difícil de lo previsto por el presidente. A finales del pasado mes de diciembre el Gobierno de EE UU seguía luchando para conseguir el dinero suficiente para reemplazar la prisión de la bahía de Guantánamo por otra en territorio continental estadounidense, el Centro Correccional Thomson, la prisión de máxima seguridad situada en una zona rural de Illinois. Sin embargo, el traspaso de presos requiere de una fuerte inversión económica, de al menos 150 millones de dólares (unos 105 millones de euros), tanto como para comprar las instalaciones como para efectuar obras de reforma, ya que el Correccional Thomson se encuentra en desuso.

No obstante, a pesar de estas repatriaciones, el Gobierno de Obama tiene la intención de mantener presos de forma indefinida y sin someterlos a jucio a unos 50 de los 196 presos que aún quedan en Guantánamo, informa el diario estadounidense The Washington Post citando fuentes de la Administración. Es la primera vez que EE UU concreta una cifra de cuántos reos considera demasiado peligrosos como para dejarlos en libertad, pero cuyo juicio considera inviable ya que los detenidos podrían alegar que prestaron declaración bajo coacción, explica el periódico estadounidense en su edición digital.

A principios de este mes de enero, el Gobierno de Estados Unidos suspendió el envío de reclusos de Guantánamo a Yemen, después de que las investigaciones apuntasen a que la cúpula de Al Qaeda en la península Arábiga, rama de la red terrorista de Al Qaeda que asumió la autoría del atentado fallido en Detroit el 25 de diciembre del pasado año, está formada por presos liberados del penal estadounidense.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS