La UE pide a Cuba "gestos" en materia de derechos humanos

El comisario europeo de Desarrollo apoya que un acuerdo negociado sustituya a la posición común de los 27 respecto a la isla

De nuevo visita Cuba un alto cargo de la Comisión Europea. Y de nuevo queda claro que normalizar las relaciones entre Bruselas y La Habana es tarea nada fácil, que pasa por eliminar la posición común hacia la isla pero también porque las autoridades cubanas realicen "gestos" de relevancia en materia de derechos humanos. Así lo expresó el martes el comisario europeo de Desarrollo, Karel de Gucht, quién admitió que "es muy importante" que Cuba y la UE reemplacen por un acuerdo negociado la actual posición común, que condiciona las relaciones de los Veintisiete a los avances democráticos y de la situación de los derechos humanos en la isla.

"He explicado a mis homólogos cubanos que, para llegar a eso, es importante que ellos también hagan gestos para lograr en la Unión Europea una unanimidad, un consenso para reemplazar la posición común'", afirmó el funcionario, que concluyó ayer una visita oficial a la isla. De Gutch se ha reunido con diversos ministros y autoridades, pero no con representantes de la disidencia, como tampoco lo hizo el ministro español de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, durante su reciente viaje a La Habana.

El Gobierno de José Luís Rodríguez Zapatero se ha comprometido a trabajar a partir de enero ?cuando asumirá la presidencia de la UE? para eliminar la posición común, que La Habana considera el principal escollo que entorpece las relaciones con los Veintisiete. Pero el comisario europeo ha señalado que para negociar un acuerdo de cooperación bilateral es necesario que haya "gestos importantes, principalmente en relación con los presos políticos y la situación en las cárceles".

"No quiero hablar de condicionamientos, pero es necesario hacer gestos importantes", puntualizó, tras afirmar que en lo que se refiere a la cooperación ya "hay una normalización de hecho". La Comisión Europea dedicó en 2009 decenas de millones de dólares a la cooperación con Cuba y a apoyar la reconstrucción de las zonas dañadas por los huracanes que azotaron la isla en 2008. El restablecimiento de la cooperación, interrumpida desde 2003, se produjo después de que ?a instancias de España? la UE reanudara el diálogo político con Cuba y se eliminaran definitivamente las sanciones impuestas a la isla hace seis años, en represalia al arresto y condena de 75 disidentes.

Mientras tanto, el ex mandatario cubano Fidel Castro arremetió ayer en la prensa cubana contra el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, a quien acusó de seguir un "camino sórdido y despectivo hacia los pueblos de América Latina", en referencia a su decisión de instalar siete bases militares en Colombia, un acuerdo con el Gobierno de Álvaro Uribe que calificó de "atroz" e "infame". Castro aseguró que ya "no se trata de un acto del Gobierno de Bush; es Barack Obama quien suscribe ese acuerdo, violando normas legales, constitucionales y éticas".

La crítica del líder comunista es la más dura que ha realizado hasta ahora contra Obama. El "convenio expansionista" con Colombia, dijo, fue suscrito "cuando todavía los frutos de la funesta base militar yanqui de Palmerola, en Honduras, se exhiben ante el mundo". Castro atacó con ironía a "nuestro flamante premio Nobel" por no haber eliminado lo que describió como "el odioso centro de torturas" en la base naval de Guantánamo. En su Reflexión, titulada El mejor homenaje a la madre de un héroe, sobre el fallecimiento de la madre de uno de los cinco agentes cubanos convictos de espionaje en Estados Unidos, Castro afirma que, mientras Estados Unidos incluye a Cuba en la lista de países terroristas, permite que conocidos terroristas anticastristas campen libres por Miami y mantiene el "bloqueo económico" contra su país.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí
El comisario europeo de Desarrollo, Karel de Gucht (en el centro), recorre La Habana acompañado por el historiador de la ciudad.
El comisario europeo de Desarrollo, Karel de Gucht (en el centro), recorre La Habana acompañado por el historiador de la ciudad.EFE

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS