Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El hijo del reverendo Jackson, posible 'comprador' del escaño de Obama

Obama ha pedido la dimisión de Rod Blagojevich, acusado de intentar 'vender' el escaño senatorial dejado por el presidente electo

Una vez que se ha revelado que el gobernador de Illinois era la persona que había puesto en venta el puesto que deja libre en el Senado el presidente electo, Barack Obama, tras su victoria en las elecciones, ahora la incógnita pasa por saber quiénes eran esos posibles compradores. Todas las miradas apuntan al congresista de Chicago Jesse Jackson Junior, hijo del conocido defensor de los derechos civiles Jesse Jackson, identificado en las investigaciones como el candidato número cinco, y a quien el gobernador de Illionois le habría ofrecido el puesto de Obama en el Senado a cambio de un millón de dólares, según informa la prensa estadounidense.

Así lo aseguran varias cadenas de televisión del país, que citan fuentes de la investigación del escándalo desatado con la detención del gobernador Rod Blagojevich, acusado por las autoridades federales de conspirar para obtener beneficios financieros con la designación del sucesor de Obama en la Cámara Alta.

Jackson, que recibió una llamada de la fiscalía para pedirle que declare en relación al escándalo, ha negado en una rueda de prensa cualquier tipo de vínculo con Blagojevich y ha afirmado que si llega a tomar ese cargo será por méritos propios. Además, dice desconocer si es considerado el candidato número cinco y asegura que "no está siendo objeto de ninguna investigación".

Obama pide la dimisión de Blagojevich

Este miércoles, el presidente electo de Estados Unidos pedía la dimisión del gobernador demócrata de Illinois. "El presidente electo está de acuerdo con el vicegobernador [Pat] Quinn y muchos otros que bajo las actuales circunstancias es difícil para el gobernador realizar eficientemente su trabajo y servir al pueblo de Illinois", ha dicho el portavoz de Obama, Robert Gibbs.

Blagojevich, y su jefe de gabinete, John Harris, quedaron en libertad bajo fianza después de comprometerse a abonar 4.500 dólares (3.457 euros), tras comparecer ante un juez en Chicago por conspirar para "vender o canjear" el escaño senatorial por Illinois. Según Gibbs, ante esta situación Obama propuso celebrar unas elecciones especiales para decidir quién será el nuevo senador.

Después de que Obama renunciara a su cargo de senador por Illinois tras ganar las elecciones del 4 de noviembre, Blagojevich, según la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), quería aprovechar que la ley le otorga la responsabilidad de nombrar al sustituto para ofrecer el cargo al mejor postor y lucrarse personalmente.

Según la acusación formulada por la Fiscalía, el gobernador, que está en libertad bajo fianza, ofreció el escaño al mejor postor y consideraba para el cargo a políticos -cuya identidad no fue revelada- dispuestos a pagar hasta un millón de dólares. Blagojevich podría ser condenado a 10 años de prisión.

Blagojevich es el segundo gobernador demócrata que deja su cargo en Estados Unidos por un escándalo en menos de un año. El 17 de marzo pasado, el gobernador de Nueva York, Eliot Spitzer, dimitió tras revelarse que era cliente de una red de prostitutas de lujo.