Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Prodi obtiene el voto de confianza del Senado y se asegura la permanencia en el cargo

El Ejecutivo de centroizquierda italiano salva la moción con un resultado ajustado, 162 votos a favor frente a 157 en contra

El Gobierno de centroizquierda del primer ministro italiano, Romano Prodi, ha conseguido esta noche el voto de confianza del Senado, donde sufrió la semana pasada una derrota que condujo a Il Professore a la dimisión, al recibir 162 votos a favor frente a los 157 en contra de la oposición conservadora. El Ejecutivo tendrá que someterse el viernes al voto de confianza en la Cámara de Diputados, donde cuenta con una amplia mayoría, por lo que podrá seguir gobernando.

La semana pasada Prodi se vio obligado a presentar la dimisión, después de que el Senado que hoy le ha dado su apoyo rechazara su política exterior, al abstenerse dos parlamentarios comunistas, lo que llevó al presidente de la República, Giorgio Napolitano, tras diversas consultas, a enviarle al Parlamento para que se sometiera a un voto de confianza con el fin de zanjar la crisis.

El Gobierno ha obtenido en la votación de este miércoles el voto favorable de los 156 senadores de la coalición de centroizquierda, entre ellos los de los dos rebeldes Fernando Rossi y Franco Turigliatto. Prodi ha contado además con el apoyo del tránsfuga Marco Follini, ex secretario del democristiano UDC y ex vicepresidente del Gobierno con Silvio Berlusconi en la pasada legislatura.

En medio de la tensión de una votación ajustada, el jefe del Ejecutivo ha respirado con alivio cuando ha llegado el del independiente Luigi Pallaro, elegido con los votos de los italianos en Suramérica, sobre cuya decisión habían corrido numerosos rumores durante todo el día. También le han apoyado cuatro senadores vitalicios: Oscar Luigi Scalfaro, Carlo Azeglio Ciampi, Emilio Colombo y la premio Nobel de Medicina Rita Levi Montalcini, que ha llegado hoy a Italia expresamente desde Dubai, donde se encontraba en un congreso, para participar en la votación.

Mientras el siete veces presidente del Gobierno Giulio Andreotti asistió al debate pero comunicó que prefería no participar en la votación, no se presentó en la Cámara Alta el senador y empresario Sergio Pinninfarina. Entre los senadores vitalicios sólo Francesco Cossiga ha votado en contra.