Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sharon sigue en situación "crítica y estable" pero mejora tras someterse a una tercera operación

Una encuesta revela que el partido del primer ministro ganaría las elecciones de marzo incluso sin su líder

El primer ministro israelí, Ariel Sharon, ha sido operado esta mañana por tercera vez después de que un escáner revelara una importante recaída en su estado, con un nuevo derrame cerebral y un aumento de la presión craneal. Tras la intervención, ha experimentado "una mejora importante" dentro de la gravedad. El veterano político conservador, de 77 años, sufrió el pasado miércoles una hemorragia cerebral masiva que le mantiene en estado de coma inducido y con respiración artificial. Su grave estado de salud abre una gran incertidumbre sobre el futuro de la política en Israel.

Sharon ha sido sometido esta mañana a esta nueva operación quirúrgica, la tercera en 36 horas, después de que una tomografía computerizada mostrara una mayor presión intracraneal, que hizo necesario un nuevo drenaje de líquidos en su cerebro. A primera hora de la tarde, el primer ministro israelí ha salido del quirófano y la presión intracraneal en su cerebro se ha reducido, según ha informado Shlomo Iosef-Mor, director del prestigioso Hospital Hadaza Ein Karem de Jerusalén, donde está ingresado. Según Iosef-Mor, aunque la situación de Sharon ha mejorado en forma "sustancial", "el estado del primer ministro es todavía grave, aunque estable".

"Puedo decir que, en comparación con los escáneres desde que llegó al hospital el miércoles y hasta hoy, hay una mejoría significativa en los datos que pueden leerse de las tomografías", ha afirmado por su parte el profesor Shlomo Mor Yosef. "En la operación hemos liberado la presión intracraneal, parte de los coágulos que quedaban de la operación anterior han sido drenados y al final de la operación no hay ninguna hemorragia activa", ha subrayado el facultativo, que al comenzar su comparecencia ante los medios de prensa se ha excusado por violar las leyes sabáticas judías con la rueda de prensa. "La presión intracraneal está nuevamente dentro de los parámetros normales", ha añadido.

Kadima ganaría incluso in Sharon

En estos momentos los médicos están "tratando de mejorar la ubicación del catéter que se le ha introducido en el cerebro por medio de un sistema de navegación computerizado", ha explicado el doctor, para agregar que "volverá a la unidad de cuidados intensivos para continuar el tratamiento". Mor Yosef ha advertido de que "a pesar de esa mejoría significativa, la situación del primer ministro es todavía grave pero estable". Fuentes del hospital han asegurado que el mandatario permanecerá en coma farmacológico inducido al menos hasta el próximo domingo por la tarde. Mientras, el jefe del Ejecutivo en funciones, Ehud Olmert, ha suspendido todas las reuniones previstas para hoy y se ha desplazado al hospital, así como otros destacados asesores del Gobierno.

En caso de que Sharon supere la crisis, se da casi por descontado que no volverá a la política, por lo que se abre un periodo lleno de interrogantes. Sharon había convocado elecciones para el 28 de marzo, había abandonado el derechista partido Likud, que él mismo ayudó a fundar, y se había sacado de la manga un nuevo partido, Kadima (Adelante), hacia el que había arrastrado a miembros destacados del Likud y del Laborismo y que se perfilaba como vencedor de los comicios. Una encuesta difundida hoy en el diario Haaretz revela que Kadima ganaría las elecciones incluso sin su líder. De acuerdo con el sondeo, Kadima se haría con entre 38 y 42 escaños del total de 120 en el Parlamento (Knesset) en las elecciones. Pero el resultado depende del sustituto de Sharon.

Con Olmert, Kadima podría alcanzar 40 escaños. Si el cabeza de cartel fuese el de Premio Nobel de la Paz y ex mandatario laborista Simon Peres, podría obtener 42 escaños, mientras que con el ministro de Justicia, Tzipi Livni, al frente de la formación, se haría con 38 escaños. Peres se ha entrevistado esta mañana con Olmert a fin de decidir "qué hacer" ante la crisis que sufre Sharón y ante la casi imposible posibilidad de que pueda regresar al Gobierno. En opinión de Peres, con el nuevo primer ministro en funciones deben continuar los planes de Sharon para la paz con los palestinos. "Basaremos la política del Ejecutivo sobre dos soportes, el de marchar adelante para conseguir la paz con los palestinos, y, simultáneamente, en la lucha contra el terrorismo", ha dicho Peres, que se ha declarado "muy, muy preocupado por Sharon".

Rice cancela viaje Indonesia y Australia

La secretaria de Estado de EE UU, Condoleezza Rice, ha cancelado el viaje que tenía previsto a Australia e Indonesia a partir de mañana, sábado, por el estado de salud de Sharon. El portavoz del Departamento de Estado, Sean McCormack, ha explicado que Rice permanecerá en Washington "debido a la situación en Oriente Próximo".

Más información