Zapatero y Erdogan ponen en marcha en Mallorca la Alianza de Civilizaciones

El Grupo de Alto Nivel creado por Annan celebra su reunión inaugural

El presidente español, José Luis Rodríguez Zapatero, y el turco, Recep Tayyip Erdogan, han puesto hoy en marcha en la localidad mallorquina de Calviá la Alianza de Civilizaciones, una iniciativa que el jefe del Gobierno español propuso en la Asamblea de Naciones Unidas y que hizo suya el secretario general de la ONU, Kofi Annan. El Grupo de Alto Nivel (GAN) encargado por éste para analizar la dimensión práctica de una idea abstracta celebra su primer encuentro en la isla balear.

Más información

En su discurso de inauguración, Zapatero ha defendido la Alianza de Civilizaciones como medio para luchar contra "quienes, en cualquier parte y utilizando todo tipo de argumentos deformados, argucias y pretextos, fomentan el odio y la intolerancia", para "cegar las fuentes del extremismo, ganar la batalla de las ideas y los principios, alimentar las mentes de voluntad de paz" y evitar "que se ensanche la brecha entre el mundo oriental y occidental". Zapatero ha destacado el grupo de "personas eminentes, de experiencia contrastada" que ha reunido el secretario general de la ONU para el GAN y que presentarán a finales del año que viene su informe, "un catálogo de medidas prácticas y concretas para afrontar las nuevas amenazas a la seguridad mundial y en contra de los que fomentan extremismo y recurren a la fuerza para imponer ideas". El presidente español también ha destacado que la iniciativa se dirige a la sociedad civil, a las instituciones y Gobiernos, con "especial interés por los jóvenes", y que requiere la participación de "personas influyentes", procedentes no necesariamente del mundo de la política, sino "de la cultura, del arte o del deporte".

Por su parte, Erdogan ha vaticinado que Alianza de Civilizaciones "tendrá impactos y consecuencias" para la paz y la estabilidad del mundo. "La falta de comprensión entre las Civilizaciones es un gran escollo y se traduce en extremismo, intolerancia y terrorismo, por lo que es necesario acabar con ella", ha dicho el mandatario turco.

En la sesión inaugural también se ha leído un mensaje de Kofi Annan, que constata el enfrentamiento que viven actualmente la diferentes civilizaciones en el mundo en una situación que "si no se afronta, podría desestabilizar a la Humanidad". También han intervenido Federico Mayor Zaragoza, ex director general de la Unesco, y el ministro turco de Estado, Mehmet Aydin, que actúan como copresidentes del Grupo de Alto Nivel, que integra a otras 20 personalidades internacionales como el ex presidente de Irán Mohamed Jatamí, que promueve desde hace años un diálogo de civilizaciones; el arzobispo surafricano y premio Nobel de la Paz, Desmond Tutu, el ex ministro francés de Exteriores Hubert Vedrine, y el secretario general iberoamericano, Enrique Iglesias.

Redacción de colegio

Pese a que en principio fue tachada de "ridícula" o de "redacción de colegio" por el Partido Popular, lo cierto es que la idea de Zapatero caló en el secretario general de la ONU. Por ello reunió un Grupo de Alto Nivel para que redactara medidas que pusieran en práctica sobre el terreno las políticas inspiradas por la idea. Desde entonces, unos 30 países -entre ellos EE UU, Reino Unido, Rusia, Egipto o China- se han adherido y Turquía incluso copatrocina la idea. De ahí que el pistoletazo de salida se dé en España con la entrevista entre los dirigentes español y turco.

Todos están hoy en Mallorca, para elaborar un programa de acción con medidas concretas y prácticas, destinadas a estados, instituciones y poblaciones, para contrarrestar "contrarrestar la influencia de los grupos que fomentan el extremismo y la exclusión de los que no comparten sus visiones del mundo". La idea es que la reunión, que se prolongará hasta el martes, sea la primera de una serie de ellas, a celebrarse cada tres meses, de la que saldrá un informe a finales de 2006 que se elevará al secretario general de Naciones Unidas, quien decidirá qué hacer con ese documento.

La Alianza no es gratis. Para poder poner en marcha sus trabajos se ha diseñado un presupuesto de 3,1 millones de euros, de los que España aportará un millón, según han informado fuentes implicadas en la iniciativa. Turquía será el otro gran contribuyente de la iniciativa. Según la escasa información emanada hasta ahora del AN, se espera que los expertos propongan proyectos de cooperación e intercambio entre países principalmente en áreas de cultura, educación y medios de comunicación y prensa.

Lo más visto en...

Top 50