ELECCIONES EN FRANCIA

La ultraderecha aparta al socialista Jospin de la lucha por la presidencia

Los socialistas franceses apoyarán a Chirac en la pugna que le enfrentará a Le Pen en la segunda vuelta

El neogaullista Jacques Chirac y el ultraderechista Jean-Marie Le Pen han quedado en cabeza en la primera vuelta de las elecciones presidenciales, según los primeros votos escrutados. El recuento del 68,64% de los votos emitidos da como vencedores al neogaullista Chirac, con el 19,52% de los sufragios, y al ultraderechista Le Pen, con el 17,41%. El socialista Lionel Jospin quedaría fuera de la carrera presidencial con el 15,66% de los votos, que ya ha anunciado que se retirará de la vida política después de la segunda vuelta, el próximo 5 de mayo.

Más información

Deespués de los comicios de este domingo, la izquierda francesa queda aparcada de la cita del 5 de mayo. El paso del líder del Frente Nacional a la segunda y definitiva vuelta de las elecciones presidenciales supone un auténtico seísmo político.

A su llegada a su comité de campaña en Saint Cloud (oeste de París), Le Pen, de 73 años, ha asegurado a la prensa: "siempre desconfío de las encuestas, pero de momento, los pronósticos me parecen favorables".

"Eso significa que el trabajo, la perseverancia y la ayuda de Dios, terminan triunfando por sobre todos los obstáculos", ha asegurado el candidato del FN. El líder del Frente Nacional, que hizo campaña contra Chirac, ha añadido que el escrutinio es "una gran derrota para los dos líderes" del sistema.

"Pienso que la decencia querría que ellos desaparezcan de esta competencia, teniendo en cuenta que son ultra-minoritarios en este país", afirma el presidente del FN,

Interrogado sobre sus posibilidades de imponerse en la segunda vuelta, Le Pen ha dicho: "Estas no dependen de mí, dependen del pueblo francés y de su voluntad de salirse de la presión de los sistemas y de la decadencia que golpea a nuestro país".

Chirac y Le Pen son enemigos desde hace largo tiempo y tanto el uno como el otro se han asestado rudos golpes en el pasado. Jean-Marie Le Pen califica a Chirac de "supermentiroso" y le acusa de "haber mantenido a la izquierda en el poder durante 20 años".

Se da el hecho de que si se juntan los votos que, según las estimaciones, cosechan Le Pen y su ex aliado y ahora rival, Bruno Mégret, los dos candidatos de extrema derecha igualan o hasta superan la cota del actual presidente de Francia.

Según los sondeos de las principales empresas de encuestas de Francia, realizados tras conocerse los primeros resultados, Jacques Chirac superaría ampliamente a Jean Marie Le Pen en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en Francia el próximo 5 de mayo. De hecho, los socialistas de Jospin ya han anunciado que apoyarán al actual presidente en la segunda ronda de estas elecciones.

Así, un sondeo de SOFRES para TF1/RTL/Le Monde concede a Chirac el 78% de los votos, frente al 22% del presidente del Frente Nacional (FN). El sondeo de IPSOS para France 2/Le Figaro/Europe 1/Le Point señala que el presidente francés vencería en las presidenciales con el 80% de los votos, mientras que Le Pen obtendría el 20%.

El propio Chirac ha comenzado a trabajar por la victoria en ese enfrentamiento directo que vivirá el 5 de mayo ante la ultraderecha de Le Pen. El presidente francés ha pedido a los franceses que se unan para dar un "sobresalto democrático" en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales.

Chirac cree que los franceses deben estar unidos para "defender los Derechos Humanos, garantizar la cohesión de la Nación, afirmar la unidad de la República y restaurar la autoridad del Estado".

En tono casi apocalíptico, el líder conservador le ha recordado a sus conciudadanos que "la democracia es el bien más preciado, la República está en vuestras manos".

Desolación

Mientras, las imágenes del cuartel general de Jospin, captadas por televisión, mostraban las lágrimas y la incrédula estupefacción de sus seguidores ante estos datos preliminares.

La ex ministra de Empleo y portavoz del socialista Lionel Jospin, Martine Aubry, se ha mostrado "hundida" cuando contenía sus lágrimas tras los primeros datos de los sondeos.

Aubry ha dicho a una cadena de televisión que votará por el candidato neogaullista y presidente francés, Jacques Chirac, en la segunda vuelta de las presidenciales. "Pienso ahora en todos los padres que han combatido para que Francia sea democrática", ha indicado la antigua ministra.

Por su parte, el ex ministro socialista de Economía, Dominique Strauss-Kahn, ha señalado que el mensaje dado por los electores franceses es "de una conmoción total", al tiempo que ha abogado por analizar la lección de este domingo "para reconstruir la izquierda".

En todos los sondeos anteriores a esta primera vuelta se daba a Chirac y Jospin como favoritos para disputarse la segunda vuelta. En la primera vuelta de las pasadas presidenciales de 1995, Jospin alcanzó un 23,3%, Chirac un 20,8% y Le Pen, un 15%.

Jospin perdió frente a Chirac en la segunda vuelta y, en 1997, llegó al frente del Gobierno en las elecciones parlamentarias adelantadas, que el presidente neogaullista había convocado en un error de cálculo.

Abstención

La abstención se ha convertido, al margen del resultado, en la gran protagonista de la primera vuelta de las elecciones presidenciales francesas. Unos 40 millones de electores estaban llamados a las urnas para designar a los dos candidatos a ocupar el Eliseo que disputarán la segunda y definitiva vuelta el 5 de mayo.

El índice de abstención es del 27,07%, según ha anunciado el Ministerio del Interior, un record absoluto para una primera vuelta de elecciones presidenciales en Francia, frente a un 21,6% en 1995.

En la imagen, Jean Marie Le Pen habla por teléfono al conocer el resultado de los primeros sondeos.
En la imagen, Jean Marie Le Pen habla por teléfono al conocer el resultado de los primeros sondeos.
Jacques Chirac, junto a su mujer, Bernadette, en el colegio electoral.
Jacques Chirac, junto a su mujer, Bernadette, en el colegio electoral.AP
Imagen de desolación en el cuartel general de los socialistas en París, al conocer los primeros sondeos.
Imagen de desolación en el cuartel general de los socialistas en París, al conocer los primeros sondeos.AP

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50