Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA GUERRA CONTRA EL TERRORISMO

El gobernador de Kandahar promete amnistía a los talibanes de su provincia

El Gobierno interino afgano tacha de "inaceptable" la liberación de tres ex ministros talibanes

La nueva administración de Kandahar, antiguo bastión talibán, ha prometido una amnistía total y la garantía de que no serán entregados a Estados Unidos a los altos responsables talibanes que se han entregado voluntariamente a las nuevas autoriades, según ha anunciado Mohamad Jalal, portavoz del gobierno local.

Para el portavoz de las autoridades de Kandahar, la cuestión está fuera de toda duda. "No entregaremos a esos talibanes a América. Somos nosotros quienes tenemos que solucionar el problema", ha declarado el portavoz en una entrevista telefónica concedida a la agencia Afghan Islamic Press (AIP), con sede en Pakistán. "Se han entregado voluntariamente. Si alguien algún problema personal con ellos, deberá ir ante la Justicia", ha indicado Jalal.

Sin embargo, el Gobierno interino del país ya ha mostrado su desacuerdo con esta medida. Según ha indicado en Kabul un responsable del Ministerio del Interior, la liberación de tres ex ministros talibán por parte de las autoridades locales de Kandahar (sureste de Afganistán) "no es aceptable para el pueblo afgano".

El jefe del Departamento para la Ley y el Orden, dependiente del Ministerio del Interior, Din Mohamed Jorat, ha indicado que si estos ministros "han cometido crímenes o han traicionado a su pueblo, deben ser encarcelados y luego juzgados".

El gobernador de Kandahar, Haji Gul Agha, indicó ayer que los ex ministros de Justicia, el mulá Turabi; de Defensa, el mulá Obaidulá, y de Industria y Minas, el mulá Saadudin, se habían rendido voluntariamente, y que serían puestos en libertad debido a que se habían entregado y en virtud de la amnistía vigente.

Esta decisión fue acogida también con frialdad por los responsables militares estadounidenses. "Las personalidades talibán de esta importancia tienen un gran interés para Estados Unidos y deseamos que nos sean entregadas", ha apuntado el general Richard Myers, jefe del Estado Mayor Interarmas.

Por otro lado, Estados Unidos ha anunciado la detención de dos presuntos altos cargos de la red terrorista Al Qaeda en el este de Afganistán, según ha anunciado hoy en Washington el general Myers. Un total de 364 sospechosos talibanes o terroristas están siendo actualmente interrogados en Afganistán o en un buque estadounidense en el mar de Omán, y algunos detenidos serán "pronto" trasladados a la base estadounidense de Guantánamo, en Cuba, ha añadido el general.

Myers ha declarado: "Las dos personas capturadas, parte de un grupo de 14 individuos detenidos sin resistencia en el sector de Gardez-Jost, son gente que nos interesa y de la que pensamos que está bastante bien situada para proporcionarnos información".