TAG Heuer reinventa su emblemático reloj Carrera y anuncia colaboración con Ryan Gosling

La relojera suiza inyecta savia nueva en su colección Carrera Three Hands y ficha como embajador al protagonista de ‘Drive’

Ryan Gosling se estrena como embajador de TAG Heuer en una campaña fotografiada por Pari Dukovic.
Ryan Gosling se estrena como embajador de TAG Heuer en una campaña fotografiada por Pari Dukovic.

Una peculiaridad del sector relojero es que las novedades casi siempre conllevan una lección de historia. Y el anuncio que este jueves 7 de octubre ha difundido la casa suiza TAG Heuer se ajusta a la perfección a esta idea: tecnología punta, pero con el espíritu de siempre. Por eso el origen de los novísimos Carrera 3 Agujas hay que buscarlo en Jack Heuer (88 años) el heredero de la familia que fundó la manufactura. En los años sesenta, Heuer dio una vuelta de tuerca a los cronómetros deportivos de los salpicaderos de los vehículos y los trasladó a la muñeca para crear un reloj de pulsera. Entusiasta del mundo de las carreras automovilísticas, había quedado deslumbrado por la Carrera Panamericana, aquel hito imposible que devoraba kilómetros desde El Paso (Texas) hasta Guatemala en un itinerario tan accidentado que en 1954 dejó de celebrarse.

Heuer, que ya había sufrido algún percance al no poder controlar bien el cronometraje del tablero del coche, tuvo la idea de crear una pieza de muñeca fácil de ver a la primera y sin tener que mover la cabeza para ver los contadores. La idea de aquellos primeros modelos, que en 2021 cumplen 58 años, era apartar de la esfera todos esos detalles que pudieran ‘molestar’ a los conductores, es decir, eso que sobra en tantos relojes. Ir solo a lo esencial y punto. Esferas límpidas, brazaletes facetados y subesferas en relieve. Lo fundamental era la eficacia, pero la magia vino por sí sola.

Uno de los modelos de la nueva línea TAG Heuer Carrera Three Hands.
Uno de los modelos de la nueva línea TAG Heuer Carrera Three Hands.

Aquel momento fundacional de la relojería moderna sobrevuela sobre el nuevo proyecto de TAG Heuer, lanzado este 7 de octubre. La nueva generación del modelo más famoso de la casa se llama Carrera Three Hands (tres agujas), y está disponible en múltiples versiones y tamaños que respetan el equilibrio entre elegancia y deportividad. Para subir la temperatura del lanzamiento, la marca anuncia el fichaje de un nuevo embajador, Ryan Gosling, al que desde la relojera describen como el heredero natural de Steve McQueen, representante de esa masculinidad discreta, sensible y un tanto indómita. “TAG Heuer lleva siendo de manera tácita y constante un pilar clásico y emblemático de excelencia en su campo desde hace más de ciento sesenta años”, explica Gosling en declaraciones difundidas con motivo del lanzamiento. “Colaborar con ellos fue una decisión fácil; además, el tiempo es, en general, algo en lo que pienso mucho últimamente. Mis hijos crecen rápido, así que estoy más pendiente del reloj que nunca”.

El intrépido actor, al que le gusta jugarse la piel en escenas de riesgo sin recurrir a dobles, se ha implicado a fondo en la campaña publicitaria de los nuevos relojes de TAG Heuer, que lleva la firma del fotógrafo Pari Dukovik. Y en las imágenes comparte protagonismo con los nuevos relojes de la casa. La reinterpretación del clásico Carrera se expresa en trece piezas englobadas en cuatro versiones: Day Date 41 mm, Twin-Time 41, Date 39 mm y Date 29 mm. Las explica Frédéric Arnault, consejero delegado de TAG Heuer, que certifica el éxito del Carrera de tres agujas desde hace dos décadas: “Con sus cuatro variantes y un total de trece relojes, no cabe duda de que nuestros clientes y coleccionistas encontrarán el TAG Heuer Carrera que mejor se adapte a su estilo de vida único mientras disfrutan del sobrio diseño y la legibilidad imbatible que caracterizan a la marca, las señas de identidad que han hecho de ella un éxito perenne”.

Un detalle de la esfera del nuevo Carrera de TAG Heuer.
Un detalle de la esfera del nuevo Carrera de TAG Heuer.

Los nuevos modelos mantienen el neoclasicismo minimalista de sus orígenes. La sobriedad se traduce en cajas de acero inoxidable, brazaletes de acero –y alguno de piel– y esferas en negro, azul, blanco o plateado. Con movimientos automáticos, sus esferas son legibles al máximo, siguiendo las enseñanzas de Jack Heuer. Toda la colección incorpora índices más refinados y brazaletes con eslabones en forma de H, una novedad de esta temporada. Hay modelos con la fecha a las seis, y otros a la tres. Y todos rinden homenaje a sus orígenes y celebran lo sencillo, lo cómodo y lo sutil: valores que hacen mucha falta en estos tiempos.

Puedes seguir ICON en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción