_
_
_
_
_

Armie Hammer, de estrella de Hollywood y acusaciones caníbales a vender multipropiedades en las islas Caimán

Unas fotos en la oficina de un ‘resort’ del archipiélago caribeño confirman el nuevo empleo del protagonista de ‘Call me by your name’ después de salir por la puerta de atrás de la industria del cine tras un escándalo sexual

Armie Hammer
Armie Hammer habla en el escenario durante una entrega de premios celebrados en Barker Hangar, en Santa Mónica, California (EE UU), en noviembre de 2020.Christopher Polk (NBCU Photo Bank via Getty Images)
El País

Poco o nada se sabía de la vida del actor Armie Hammer (Santa Mónica, 35 años) desde que a finales de 2020 entrara a formar parte de la lista negra en Hollywood. La carrera del protagonista de Call me by your name (2017), película que le lanzó al estrellato, dio un giro de 180 grados con la filtración —a través de varias capturas de pantalla— de una serie de supuestos mensajes que el actor envió a algunas mujeres, donde hablaba de prácticas sexuales sadomasoquistas y caníbales.

Ahora, el intérprete estadounidense es de nuevo noticia, ocho meses después de salir de una clínica de rehabilitación en la que ingresó en junio de 2021 para tratar sus complejas adicciones al sexo, además de sus problemas con el alcohol y las drogas. Y Hammer no está en boca de todos por volver a protagonizar o participar en una película, sino por su nuevo (y curioso) trabajo: vendedor de multipropiedades en las islas Caimán, un territorio británico situado en el Caribe, al sur de Cuba.

Según ha podido confirmar la revista Variety el actor de Rebeca (Netflix) trabaja en el resort Morritt’s, al este del archipiélago, donde reside para poder estar cerca de sus dos hijos, Harper Grace y Ford Douglas Armand, de siete y cinco años, que tuvo con su exesposa, la presentadora de televisión y empresaria Elizabeth Chambers. “Está totalmente arruinado y está tratando de llenar los días y de ganar dinero para mantener a su familia”, asegura una fuente anónima a la publicación.

Desde finales de junio, en las redes sociales han ido apareciendo mensajes con informaciones sin confirmar de turistas en las Caimán que se habían cruzado durante su viaje con alguna publicidad en la que aparecía la imagen del actor de La red social y en la que se mencionaba su puesto como asistente personal de los huéspedes, por lo que muchos especulaban con que el intérprete trabajaba como conserje. Muna Mire, productora de Desus & Mero, de Showtime, fue una de las que compartía en un tuit (aunque más tarde lo borró) la foto de uno de estos flyers repartidos en el hotel, según publica Variety.

No fue hasta el pasado 9 de julio cuando se pudo confirmar el verdadero empleo del protagonista de El llanero solitario, tras la publicación de unas fotos en exclusiva por el portal de celebrities TMZ en las que aparecía Hammer vestido con un polo azul y sentado en una oficina del resort de las islas Caimán. En ellas se ve al intérprete atendiendo e informando a unos clientes de las multipropiedades disponibles en el archipiélago.

Tras las acusaciones recibidas sobre sus prácticas sexuales sadomasoquistas y canibalismo, la carrera de Hammer se vio truncada y decidió retirarse del rodaje de Shotgun Wedding, una comedia que iba a protagonizar junto a Jennifer Lopez y que se ha estrenado con escasa presencia mediática en junio de 2022. Además, el actor también abandonó la serie que trata acerca de cómo se creó la película El padrino (1972), en la que interpretaba al productor Al Ruddy. “No estoy respondiendo a estas mentiras, pero a la luz de los viciosos y espurios ataques en internet en mi contra, mi conciencia no me permite dejar a mis hijos durante cuatro meses para rodar una película en la República Dominicana”, explicó el actor en un comunicado en enero de 2021. “[La productora] Lionsgate me está apoyando en esto, y les estoy muy agradecido por ello”, añadía el artista.

Sería unas semanas más tarde, en febrero de ese mismo año, cuando su exmujer y madre de sus dos hijos Elizabeth Chambers declaró sentirse “en shock, con el corazón roto y devastada” tras las acusaciones contra el actor y contó que se encontraba procesando todo lo ocurrido, según explicó en una publicación en su cuenta de Instagram. No era la primera vez que Hammer se veía envuelto en una polémica de carácter sexual. Ya en 2017, el artista acaparó numerosas críticas cuando se supo que había dado Me gusta a unas publicaciones sobre prácticas sexuales con bondage y dominación.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_