_
_
_
_
_

Aragonès asume el encargo de ERC para las elecciones pero vaticina un regreso de Junqueras a la Generalitat

El ‘president’ manifiesta que el líder de Esquerra escribirá “páginas de gloria” en la historia de Cataluña

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, y el líder de Esquerra, Oriol Junqueras, durante el acto del partido, este sábado en Barcelona.
El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, y el líder de Esquerra, Oriol Junqueras, durante el acto del partido, este sábado en Barcelona.Andreu Dalmau (EFE)
Marc Rovira

Ante las dudas que cuestionan quién ejerce el liderazgo en Esquerra Republicana, el partido se ha propuesto escenificar que sus jefes de filas pedalean al unísono. Pere Aragonès y Oriol Junqueras han exhibido complicidades, buenos gestos y halagos en la convocatoria del consejo nacional de este sábado en Barcelona, una reunión del máximo órgano de dirección del partido que ha servido para avalar la candidatura de Aragonès de cara a las próximas elecciones catalanas. El president asume el encargo de revalidar el mandato, pero ha pronosticado que, tarde o temprano, Junqueras le dará el relevo. “Nos corresponde a cada uno de nosotros asumir las responsabilidades que tocan. A mí, me corresponde la responsabilidad de presidir el país”, ha dicho Aragonès, antes de anunciar que “en las páginas de mañana de la historia de nuestro país, habrá páginas de gloria escritas por Oriol Junqueras”. El presidente del partido, pendiente de que la ley de amnistía le levante la inhabilitación que acompañó su condena de cárcel por la organización del referéndum del 1-O, ha señalado que Aragonès “es el mejor president y el mejor candidato para presentarse a las elecciones”.

Las elecciones catalanas están fijadas para comienzos de 2025, pero la carrera electoral ya está lanzada. En Cataluña, el independentismo vive en una campaña electoral permanente desde que, en octubre de 2022, Junts decidió abandonar el Govern que formaba junto con Esquerra en la Generalitat. El PSC asiste al pique de Junts y ERC con el aliciente de ver como las encuestas dan favorito al socialista Salvador Illa. “El nuestro es un país que está en récord histórico de inversión extranjera, de exportaciones y de ocupación. Si esto pasara con otro Govern, de color distinto, seguro que habría quien estaría todo el día recordándolo”, ha proclamado Junqueras, para subrayar los logros del equipo de Aragonès.

El presidente de ERC, Oriol Junqueras, durante su intervención en el acto de ratificación celebrado este sábado en Barcelona.
El presidente de ERC, Oriol Junqueras, durante su intervención en el acto de ratificación celebrado este sábado en Barcelona.Andreu Dalmau (EFE)

El Govern se sustenta sobre una débil mayoría parlamentaria, 33 diputados sobre un total de 135, y suda tinta para encontrar apoyos y tirar adelante iniciativas que permitan exhibir méritos en su hoja de ruta. A estas alturas aún no tiene atados los Presupuestos de 2024. Junqueras ha manifestado no albergar dudas de que Aragonès será “el futuro president” de la Generalitat.

El discurso del presidente de la formación ha durado apenas tres minutos, y ha dado paso a la intervención de Pere Aragonès, de casi un cuarto de hora. Ambos se han abrazado frente a la militancia y han compartido gestos triunfantes. En los últimos meses, se han multiplicado dentro del partido las voces que cuestionan la idoneidad de que Aragonès sea el cabeza de cartel. La aplicación de la ley de amnistía abre las puertas a la plena rehabilitación política de Junqueras, vicepresidente del Govern de Carles Puigdemont en 2017, pero la dificultad de concretar en qué momento exacto se producirá el carpetazo judicial ha llevado a ERC a matar el debate sobre el candidato.

“La represión ha intentado condicionarnos y dejar a Esquerra sin liderazgos, pero les ha salido mal”, ha apuntado Aragonès. El president ha recordado que Junqueras recibió la pena más dura de todos los condenados en el juicio del procés, 13 años de cárcel y otros 13 de inhabilitación, antes de poner de manifiesto que su rehabilitación está cercana: “pese a la represión, avanzaremos. Se va a aprobar la ley de amnistía”. La norma que finiquita la responsabilidad de las causas derivadas del desafío independentista catalán tiene un efecto doble en la cúpula de Esquerra, ya que más allá de levantarle la inhabilitación a Junqueras abre la puerta al regreso a España de la secretaria general del partido, Marta Rovira.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Pere Aragonés y Oriol Junqueras
Pere Aragonés saluda a Oriol Junqueras, este sábado en Barcelona. Andreu Dalmau (EFE)

En su intervención, Aragonès ha reivindicado haber “forzado” que el Estado pase “de la represión a la negociación” y ha anunciado que las aspiraciones del independentismo no están aún satisfechas. “Nos decían que era imposible la amnistía y hoy nos lo dicen del referéndum. También haremos posible un referéndum por la independencia reconocido internacionalmente”.


Puedes seguir a EL PAÍS Catalunya en Facebook y X, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_