AEROPUERTO DE EL PRAT

El Ayuntamiento de Barcelona vota en contra de la ampliación del aeropuerto de El Prat

El gobierno de Colau se posiciona dividido: comunes en contra y PSC a favor, en una proposición presentada por Manuel Valls

Un avión en el aeropuerto de Barcelona El Prat.
Un avión en el aeropuerto de Barcelona El Prat.Massimiliano Minocri

El Ayuntamiento de Barcelona ha votado este martes en contra de la ampliación del aeropuerto de El Prat. La votación se ha producido en una proposición presentada por el grupo municipal Barcelona pel canvi, que lidera Manuel Valls, en la comisión de Ecología, Urbanismo y Movilidad. El gobierno de los comunes y el PSC han votado divididos. “Diremos siempre sí a la inversión, pero no a propuestas del siglo XX que no tienen futuro”, ha expresado la teniente de alcalde de Urbanismo, Janet Sanz, de Barcelona en comú, que se ha referido a la contaminación. “A América, África y Asia no se llega en tren. Apostamos por la conectividad de la ciudad”, ha manifestado la edil socialista Laia Bonet, defendiendo la inversión y la necesidad de no “cortar las alas”.

Más información

Para conseguir el sí del PSC, Barcelona pel canvi ha transaccionado el texto. Si el original proponía que la comisión municipal diera “pleno apoyo al plan de Aena para ampliar el aeropuerto” y pedía al resto de administraciones públicas el mismo posicionamiento; los socialistas han añadido un largo párrafo exigiendo a Aena “una análisis previa del impacto del proyecto sobre el medio natural y la biodiversidad” del entorno del delta del Llobregat, “previo informa favorable de la Unión Europea” e informes sobre el impacto acústico. Además de los comunes, han votado no los concejales de ERC. Valls, el PSC, Ciutadans y el PP han votado a favor. Y los ediles de Junts se han abstenido.

Tras la votación, Valls ha lamentado el resultado, al tiempo que ha señalado “la división” del gobierno municipal. El ex primer ministro francés ha defendido su propuesta “por las oportunidades que la ampliación de hace diez años supuso para Barcelona”, en visitantes, empleo, ferias, proyección... “No nos podemos quedar atrás, si no hay acuerdo antes del verano se puede perder inversión, oportunidades, y una década decisiva para mantener el pulso”, ha manifestado.

El sí del PSC ha sido claro: “Por el impacto económico, el peso en el PIB del aeropuerto, el empleo, está en juego hacer un gran hub con una inversión de 1.700 millones de euros y 16.000 empleos”, ha argumentado Laia Bonet. También ha rechazado que la ampliación suponga “crecimiento ilimitado” y la “falsa dicotomía tren-avión”. “No hemos de elegir, son complementarios” ha defendido en referencia a la reducción de vuelos que se pueden cubrir en dos horas de tren que ha defendido en algunas ocasiones la alcaldesa Ada Colau.

Janet Sanz, a su turno ha rechazado “tener que escoger entre economía y ecología” y ha defendido que El Prat es el séptimo aeropuerto europeo, que ya conecta con otros continentes: “Tenemos un aeropuerto a pleno rendimiento, apoya al Mobile, al 22@, ya somos una ciudad global y bien conectada, pero tenemos un problema de contaminación y emisiones”.

Solo ERC ha rechazado la ampliación, como los comunes. El concejal Max Zañartu ha cuestionado “esta cultura del crecimiento, crecimiento, crecimiento, que deberíamos pensar si ha llegado al agotamiento”. “¿Cuántos millones más de pasajeros necesita El Prat para ser competitivo? No al crecimiento ilimitado ni a un cheque en blanco a Aena”, ha zanjado.

Jordi Martí, de Junts, ha defendido su abstención por la necesidad de más estudios y consenso institucional y de todos los actores antes de posicionarse en una cuestión, ha dicho, “muy compleja”. Celestino Corbacho, de Ciutadans, y Oscar Ramírez, del PP, han defendido la ampliación por la inversión de 1.700 millones que supondrá y han recordado que el plan de Aena contempla compensar en otro lugar el espacio natural que resultará afectado por la ampliación de la tercera pista.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50