crisis del coronavirus

Casi la mitad de contactos de positivos por covid-19 en Cataluña no respeta el aislamiento

El secretario de Salud Pública, Josep Maria Argimon, pide un esfuerzo para bajar la curva: “Hemos retrocedido tres semanas”

Sanitarios realizando las pruebas de PCR en el CAP Can Palet.
Sanitarios realizando las pruebas de PCR en el CAP Can Palet.CRISTOBAL CASTRO

Los cribados masivos y las encuestas a personas que han estado en contacto con positivos empiezan a dar una muestra de cuál es el impacto real de la pandemia en Cataluña y de cómo se comporta la población. En una rueda de prensa sobre la situación epidemiológica, el secretario de Salud Pública de la Generalitat, Josep Maria Argimon, ha pedido este jueves un esfuerzo colectivo para bajar la curva de contagios, y ha destacado un dato: el 45% de los contactos estrechos con personas positivas de covid-19 no respeta el aislamiento.

En el último mes se han hecho en Cataluña cribados masivos en poblaciones y barrios con una alta incidencia del virus. Hasta hoy se han hecho 33.298 pruebas PCR con el objetivo de identificar a contagiados asintomáticos y romper la cadena de transmisión mediante la cuarentena de los positivos y el aislamiento de sus contactos más estrechos. Del total de pruebas PCR realizadas, se han detectado 711 positivos asintomáticos, un 2,14%. El Departamento de Salud calcula que cada uno de ellos tiene un contacto estrecho con cuatro o cinco personas. Es decir, que al menos 3.000 personas deberían haber hecho o estar haciendo un aislamiento preventivo.

Las encuestas a los contagiados y su entorno muestran la dificultad para romper la cadena de la transmisión. Según ha explicado Argimon, el 87% de los positivos por coronavirus declara hacer bien el aislamiento. Y el 55% de las personas que tienen un contacto estrecho con el contagiado declara seguir correctamente el aislamiento, de tal manera que el 45% reconoce que no lo está cumpliendo. Argimon ha insistido en que es “muy importante” seguir las indicaciones, aunque ha admitido que los casos en los que no se cumple con esta recomendación, muchas veces son porque no pueden, ya sea porque comparten piso o porque su situación socioeconómica les dificulta.

El secretario de Salud Pública ha insistido en que hace falta un “esfuerzo colectivo” extraordinario para bajar la curva de contagios y situarse “en las mejores condiciones” en el inicio del curso escolar y la vuelta masiva al trabajo. Argimon ha aseverado que la situación epidemiológica de Cataluña “ha retrocedido tres semanas” y ha instado a la población a reducir al máximo las interacciones sociales. “Todos pensamos que lo hacemos bien, pero vienen los encuentros familiares, los amigos…”, ha resumido. En este sentido, Argimon ha reclamado que se sigan las indicaciones sanitarias también en la vuelta al trabajo, con medidas higiénicas, refuerzo del teletrabajo cuando se pueda y entradas y salidas de la oficina escalonadas. “O rebajamos la interacción, o lo que acabará pasando es que, cuando tengamos la curva absolutamente disparada, tendremos que pensar en otras soluciones”, ha avisado.

Según los datos de Salud, Cataluña se encuentra en un riesgo alto de rebrote, con un índice EPG de 189,88, tres puntos más que ayer (y por encima de 100, a partir de donde se considera que el riesgo es alto). Este jueves se han notificado en Cataluña 1.431 nuevos positivos y 13 fallecidos. Por tercer día consecutivo disminuyen los pacientes hospitalizados, que han sido 658, cuatro menos que el día anterior, y los ingresados en la UCI, 129, siete menos.

Lo más visto en...

Top 50