_
_
_
_

La emoción de las víctimas del franquismo en su primer gran homenaje de Estado: “Tengo el corazón lleno”

Pedro Sánchez insta al PP a dejar de buscar “excusas” para no cumplir la Constitución y asegura que “ninguna democracia puede construirse sobre pactos de silencio”

De izquierda a derecha: Benita Navacerrada, Magdalena Rodríguez Plaza e Hilda Farfante, familiares de represaliados del franquismo, durante el homenaje este lunes en el Auditorio Nacional de Música, en Madrid.
De izquierda a derecha: Benita Navacerrada, Magdalena Rodríguez Plaza e Hilda Farfante, familiares de represaliados del franquismo, durante el homenaje este lunes en el Auditorio Nacional de Música, en Madrid.Luis Sevillano
Natalia Junquera

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

Casi 47 años después de la muerte de Franco y en el 44 aniversario de la aprobación de la Constitución española, el Estado ha celebrado este lunes en el Auditorio Nacional de Música, en Madrid, el primer acto conmemorativo con motivo del Día de Recuerdo y Homenaje a todas las víctimas del golpe militar, la Guerra Civil y la dictadura. El Gobierno casi en pleno ha asistido a la ceremonia, con los ministros y el secretario de Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez, sentados junto a algunas de las víctimas del franquismo, de avanzada edad y muy emocionadas. “Tengo el corazón lleno”, ha comentado al finalizar el acto Hilda Farfante, de 92 años, hija de dos maestros fusilados con apenas unas horas de diferencia en 1936: Balbina Gayo y Ceferino Farfante.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el ministro de la Presidencia, Félix Bolaños, han entregado a 20 víctimas y familiares, entre ellos, sacerdotes y republicanos fusilados, encarcelados, represaliados del colectivo LGTBi, líderes feministas, y un representante de la Unión Militar Democrática, Fernando Reinlein, un documento de reconocimiento. “Vamos tarde, demasiado tarde”, ha dicho Sánchez, “pero aún nos queda el poder de la memoria para recordar y honrar a quienes lucharon por la democracia”. El jefe del Ejecutivo ha recordado que miles de personas siguen aún buscando a sus familiares por fosas y cunetas y ha lamentado “las falsedades” vertidas sobre la Ley de Memoria Democrática recientemente aprobada. “¿En nombre de qué se puede negar el deber de todo un Estado a ayudarles en esa búsqueda? No quieren reabrir heridas, sino cerrarlas”.

El Gobierno había invitado a tres dirigentes del PP -su líder nacional, Alberto Núñez Feijóo; la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, y el alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida- al acto, pero ninguno de los tres acudió. Fuentes del equipo de Ayuso explican que excusaron su asistencia el pasado 24 de octubre y argumentan que “es muy difícil aceptar invitaciones que llegan con solo una semana de margen, porque la agenda de la presidenta está cerrada con un mes de antelación”. Feijóo ha asegurado que derogará la legislación en materia de memoria si llega al poder. Mariano Rajoy no lo hizo durante su etapa en La Moncloa, aunque retiró las partidas presupuestarias para su financiación.

Sánchez ha subrayado la fecha escogida para instaurar este día de homenaje a las víctimas, el aniversario de la Constitución: “Ninguna democracia puede construirse sobre pactos de silencio. Hay que desprenderse de viejas hipotecas. La democracia, como la Constitución, es una conquista colectiva y no puede ser patrimonializada por nadie”. Honrar su espíritu, ha añadido —en alusión a la ruptura, por parte del PP, de las negociaciones para renovar el Consejo General del Poder Judicial—, “exige algo más que proclamar su vigencia. Exige cumplirla de principio a fin, sin excusas ni subterfugios”. El presidente también ha lanzado una advertencia: “Los avances de fuerzas reaccionarias en Europa nos recuerdan que ni el progreso ni la democracia son irreversibles”. La ley de memoria, ha abundado, ofrece “un relato compartido e integrador” con el que fortalecer los valores democráticos.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, acompañado del ministro de la Presidencia, Felix Bolaños, posa con víctimas del Franquismo en el acto de homenaje celebrado hoy lunes en el Auditorio Nacional. Foto: LUIS SEVILLANO | Vídeo: Europa Press

“Hoy es un día muy importante para nuestro país”, ha insistido el ministro de la Presidencia, quien ha presentado el acto como una forma de “saldar una deuda” con las víctimas del franquismo y, con ello, de contribuir a “la concienciación social y democrática”. “España nunca os volverá a dejar abandonadas. Todas las historias serán contadas. Ningún nombre se va a olvidar”, ha añadido. Al borde de las lágrimas, el secretario de Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez, ha celebrado el homenaje como una victoria colectiva: “Esto nos dignifica como sociedad”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
SIGUE LEYENDO

Auditorio en pie con ‘España camisa blanca’

Durante el acto, que ha comenzado con un minuto de silencio en memoria de todas las víctimas, ha habido dos actuaciones musicales, de la soprano María Bayo, y de las cantantes Ana Belén y Ede -la primera, nacida en plena dictadura; la segunda, de 23 años-, que han interpretado juntas España camisa blanca con todo el auditorio en pie.

Luis Pérez Lara, de 86 años, presidente de la asociación de expresos y represaliados políticos del franquismo, comentaba al abandonar el auditorio: “Hoy es uno de los días más felices de mi vida. Llevo 83 años esperando que ocurriera una cosa así, desde que con tres años empezaron a insultarme por ser hijo de un republicano. Ver al Gobierno casi en pleno en este acto de reconocimiento ha sido muy emocionante”. También lo celebraba el historiador Nicolás Sánchez-Albornoz, de 96 años, que logró fugarse del campo donde trabajaban los presos que construían el Valle de los Caídos, ahora llamado de Cuelgamuros. Benita Navacerrada, de 90 años, lloraba, muy emocionada y sin soltar una foto de su padre, cuyos restos sigue buscando: “Ya era hora de que pasara esto”. En el escenario, al recoger un documento de reconocimiento, la anciana se ha abrazado a Sánchez y a Bolaños, a los que ha dado las gracias por la reciente exhumación de una fosa común en el cementerio de Colmenar Viejo (Madrid). “El ministro me ha dicho que van a seguir buscándole. Estoy muy contenta”.

Tomás Montero, nieto de fusilado y dirigente del colectivo Memoria y Libertad, ha recordado cuánto tiempo llevaban esperando un momento así: “Esto es el principio. A partir de ahora, cada año, además de reparar a las familias, este día servirá de enseñanza democrática, para que quien no lo haya vivido pueda conocer lo que pasó”. Un estudio reciente señala preocupantes lagunas de conocimiento entre los jóvenes sobre la Guerra Civil y la dictadura. Fausto Canales ha celebrado que las víctimas, “por fin” tienen “un día de homenaje y de recuerdo”. A sus 88 años, sigue peleando para recuperar los restos de su padre y de su tío, enterrados sin consentimiento familiar en el Valle de Cuelgamuros. Grupos profranquistas trataron de paralizar en los tribunales esas exhumaciones y el Ayuntamiento de San Lorenzo de El Escorial, gobernado por el PP, se niega ahora a facilitar la licencia de obra para que comiencen los trabajos. Aún queda mucho por hacer.

Listado de las 20 víctimas de la Guerra Civil y la dictadura a las que se ha entregado un documento de reconocimiento:

José Ariztimuño Olaso, Aitzol. Sacerdote asesinado en Hernani (Gipuzkoa) durante la Guerra Civil.

Adrián de Luz. Sacerdote asesinado durante la Guerra Civil.

Melquíades Álvarez González-Posada. Presidente del Congreso en 1922. Asesinado en la cárcel.

Facundo Navacerrada. Fundador de la UGT en San Sebastián de los Reyes, asesinado en Colmenar Viejo (Madrid) en 1939.

Luis Lucio Lobato. Dirigente comunista. Pasó 26 años en la cárcel.

Julián Grimau. Dirigente comunista fusilado en 1963.

Ana López Gallego. Una de las mujeres ejecutadas en las tapias del cementerio del Este (Madrid) en agosto de 1939 y conocidas como Las 13 Rosas.

Elisa Garrido Gracia. Luchó contra el ejército sublevado en España y contra los alemanes en Francia. Legión de honor del Gobierno francés. Presa en campos de concentración.

Ramón de la Sota. Empresario y político, miembro del PNV, todos sus bienes fueron embargados.

Luisa Genoveva Carnés Caballero. Escritora y periodista, exiliada en México, fue una de las artistas españolas conocidas como las Sin Sombrero.

Fernando Álvarez de Miranda Torres. Primer presidente del Congreso en la democracia.

Balbina Gayo. Maestra, fusilada junto a su marido, también maestro.

Xesús Alonso Montero. Poeta. Fue presidente de la Real Academia Galega, represaliado en varias ocasiones.

Montserrat Peligros. Niña robada.

Francisco Martínez López. Uno de los últimos supervivientes de la guerrilla antifranquista.

Jesús Soriano Carrillo. Miembro del consejo de la masonería.

Juana Doña. Feminista, sindicalista y política madrileña encarcelada durante 14 años.

Jordi Lozano González. Uno de los primeros activistas LGTBI en España. Encarcelado por la dictadura franquista.

Fernando Reinlein, miembro de la UMD, condenado por la dictadura franquista.

Alejandro Ruiz Huerta, abogado, único superviviente de la matanza del despacho laboralista de la calle Atocha.

Actuación de las artistas Ede y Ana Belén que han interpretado 'España camisa blanca' con todo el auditorio en pie.Foto: Eduardo Parra | Vídeo: EL PAIS













Sobre la firma

Natalia Junquera
Reportera de la sección de España desde 2006. Además de reportajes, realiza entrevistas y comenta las redes sociales en Anatomía de Twitter. Especialista en memoria histórica, ha escrito los libros 'Valientes' y 'Vidas Robadas', y la novela 'Recuérdame por qué te quiero'. También es coautora del libro 'Chapapote' sobre el hundimiento del Prestige.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_