Congreso de los Diputados

Los diputados del PP y de Vox abandonan un grupo informal para fomentar “buenas prácticas” en el Congreso

La iniciativa de un parlamentario de Unidas Podemos pretende “mostrar un ambiente diferente a la bronca constante de la tribuna”

Vista del hemiciclo durante la intervención del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez en la moción de censura de Vox.
Vista del hemiciclo durante la intervención del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez en la moción de censura de Vox.Mariscal / EFE

Hace algo más de dos meses, un diputado de Unidas Podemos, Roberto Uriarte, decidió contactar con representantes de otros partidos para crear un grupo multicolor y tratar de mostrar otra cara del Congreso. “En los medios solo sale la bronca de la tribuna y las palabras altisonantes porque es lo más llamativo, pero fuera de eso, en las comisiones, por ejemplo, el ambiente es muy diferente y todo ese trabajo no se ve”, explica el propio Uriarte. Contactó con varios parlamentarios “con perfil menos belicista” y nació un grupo de Whatsapp llamado Buenas Prácticas. Sonaba bien, pero tenía solo siete miembros —parlamentarios del PSOE, PP, Vox, Podemos, ERC, Ciudadanos y Bildu— y hoy cuenta con solo cinco (en el Congreso hay 350 diputados) tras surgir los problemas después de su primera iniciativa en común: un vídeo de fin de año apostando por la convivencia y el fin de la crispación.

La primera en abandonar fue Inés Cañizares, diputada de Vox. Después lo hizo Fernando Gutiérrez, diputado del PP por Melilla. Según Uriarte, ninguno explicó al salir por qué lo hacían. En su cuenta de Twitter, el partido de Santiago Abascal aseguró que la presencia de su diputada en el grupo “del que ya no forma parte” no pretendía “rebajar tensiones fuera del hemiciclo, sino conocer en qué consistía la iniciativa del señor Uriarte”. “El papel de Vox ha sido el de mero observador con todo el escepticismo. Vox jamás compartirá proyecto alguno junto a los partidos del Gobierno de la miseria y la mentira ni con los herederos de ETA”, añaden. La aclaración fue retuiteada por la propia Cañizares, aunque, según Uriarte, desde el principio supo de la presencia de Bildu en el grupo y nadie planteó “vetos cruzados”.

Desde el PP aclaran que se trataba de una iniciativa “particular” y que la decisión de estar en el grupo y abandonarlo después fue exclusiva de su diputado por Melilla. También señalan que el objetivo de esa primera iniciativa frustrada —el vídeo de fin de año en el que Gutiérrez sí colabora— era simplemente “elegir una cita literaria que abogara por la concordia y el entendimiento” sin ninguna “finalidad política”.

Uriarte explica que decidieron hacer el vídeo en una reunión en la cafetería del Congreso a principios de diciembre. Cada uno de los miembros del grupo —además de los ya citados también forman parte del mismo María Guijarro, del PSOE, Sara Jiménez, de Ciudadanos, Joan Capdevila, de ERC, y Jon Iñarritu, de Bildu— debía enviar su parte y si todos estaban de acuerdo, lo difundirían en redes sociales. Ni Capdevila ni Cañizares llegaron a enviar su intervención para el vídeo, que arranca así: “2020 ha sido un año muy duro. En política se ha hablado de crispación y es verdad que la ha habido, pero es solo parte de la verdad. Es más fácil captar la atención de las cámaras sobreactuando y usando palabras gruesas. Hoy, un grupo de diputados y diputadas queremos contarte otra parte de la verdad menos conocida, que en las comisiones y en as ponencias se toman muchas decisiones sin necesidad de votar, por asentimiento. Otras, por mayorías muy amplias. Ese es el mensaje que queremos enviarte para el año nuevo. No hay nada más bonito que la convivencia y el acuerdo entre personas que pensamos diferente”.

Tras el primer intento frustrado, el diputado de Podemos no tira la toalla y aspira a convencer a los que han abandonado el grupo para que vuelvan o animar a otros para que se sumen cuando se retome la actividad parlamentaria. El diputado cree que además de mostrar ese “mejor ambiente” en las comisiones también podrían hacer declaraciones conjuntas ante citas menos problemáticas ideológicamente “como el día internacional del medio ambiente o iniciativas similares”.

Una reciente encuesta de 40deB. para EL PAÍS muestra que dos tercios de los españoles creen que el debate político ha empeorado y una mayoría opina que sus representantes públicos no admiten errores, son incapaces de llegar a acuerdos y carecen de preparación.

Más información

Lo más visto en...

Top 50