Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hartas de esperar

#SickOfWaiting y #VenidYa son dos ideas que pretenden dar unidad a un único movimiento en favor de los derechos de las personas refugiadas

Más de 60.000 refugiados y migrantes siguen en Grecia, esperando.
Más de 60.000 refugiados y migrantes siguen en Grecia, esperando. AP

Hay millones de personas de este país que están atónitas. Que están #SickOfWaiting (hartas de esperar) y que se han levantado al grito de #VenidYa.

Lo vimos en la manifestación de Barcelona el 18 de febrero de este año. Lo hemos vuelto a ver en Madrid y en las numerosísimas acciones recientes a favor de las personas refugiadas. Más de 80 acciones según la agenda de la web de #VenidYa.

De ese hartazgo nacieron dos grandes iniciativas, #Sickofwaiting y #VenidYa. #SickOfWaiting, un movimiento ciudadano global con la mirada puesta a nivel europeo. #VenidYa, una campaña apoyada por un gran número de organizaciones sociales con la mirada puesta a nivel español. Dos ideas que pretenden dar unidad a un único movimiento en favor de los derechos de las personas refugiadas.

En este tema, colectivos, oenegés, entidades, plataformas y millones de personas compartimos una idea indiscutible: el compromiso legalmente vinculante del Gobierno español, asumido en junio de 2015 en el Consejo Europeo, por el que se comprometía a acoger 17.337 personas refugiadas antes del 26 de septiembre de este año, es innegociable e irrenunciable.

Han pasado dos años y vemos estupefactos como de las 17.337 personas refugiadas comprometidas han llegado solo un escaso 7 por ciento. Por eso, hemos buscado herramientas, estrategias y acciones para conseguir que lleguen todas.

Y así han nacido:

#Sickofwaiting, que tiene ahora la mirada puesta en el 28 de junio, día en el que se presentará este movimiento en el Parlamento Europeo para denunciar el incumplimiento de los compromisos de acogida de personas refugiadas.

#VenidYa, que mira al 26 de septiembre, fecha en la que deberían haber llegado 17.337 personas refugiadas a nuestro país. A día de hoy solo han llegado 1.304 personas (7 por ciento).

Adicionalmente otras muchas plataformas, entidades, colectivos y oenegés han lanzado campañas propias, recogidas de firmas y otras acciones, pero todas ellas sin excepción están de acuerdo en los mínimos que proponen estas dos campañas. La movilización ciudadana que se está dando en España en favor de los derechos de las personas refugiadas recuerda a las grandes movilizaciones que tuvieron lugar en los años 90 en favor del 0,7 por ciento.

#VenidYa tiene recogidas ya las adhesiones de 300 entidades y plataformas (compuestas a su vez por muchas entidades). #Sickofwaiting aglutina los apoyos de más de 15.000 personas de 125 países, incluyendo más de 2.000 personas refugiadas (simbolizadas en un mapa del mundo repleto de corazones).

La estrategia central de #VenidYa es su conocido marcador, que cuenta el número de días que quedan hasta el 26 de septiembre.

#VenidYa pretende que la red y el Estado español se llene de los marcadores de #VenidYa en todas las webs, medios e incluso en ayuntamientos, escuelas, edificios públicos, etc. a fin de que la presión se haga tan insostenible que acaben llegando las personas refugiadas. Este objetivo lo comparte @Sickofwaiting y va a colaborar para que así sea.

La imagen representativa de #SickOfWaiting es su logotipo con una persona sentada y harta de esperar.

#Sickofwaiting pretende recoger tantas adhesiones individuales en todas partes, que sea explícitamente visible el apoyo de la mayoría de los europeos a esta causa, demostrando así que el mensaje de la solidaridad y de la hospitalidad es mucho más fuerte que el del miedo.

Adheríos a #VenidYa y/o a #SicKofwaiting. Poned el marcador de #VenidYa en todas partes. Seguid las acciones de #SickOfWaiting.

Porque la llegada de los 17.337 es para todos: indiscutible, innegociable e irrenunciable.

#VenidYa porque estamos #SickOfWaiting.

Más información