Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sandra Bullock y las dos caras de su moneda

La actriz recibe al mismo tiempo las nominaciones a mejor y peor actriz del año

La historia cinematográfica de Sandra Bullock hasta hoy se podía describir como una larga y próspera carrera basada en su participación en comedias románticas. Y su trabajo había pasado más o menos inadvertido hasta ahora que, en un sólo año, la actriz ha logrado convertirse en aspirante a la mejor y a la peor... al mismo tiempo.

Gracias a The Blind Side, Bullock, de 45 años, ganó el Globo de Oro y opta desde ayer al Oscar a la Mejor Actriz. Y por culpa de All about Steve, que ha cosechado pésimas críticas en Estados Unidos, es candidata al Razzie a la peor intérprete. Sin embargo, ella se lo toma bastante bien.

"Gracias a Dios han reconocido por fin esa película por algo", declara la actriz al periódico USA Today. "Ahora nadie lo sabe, pero dentro de diez años se va a convertir en una peli de culto", bromea. "Si gano, por supuesto que iré a recibirlo... tengo que disfrutarlo tanto como con los Oscars. Así es el balance en este negocio".

Y, claro, con dos nominaciones tan dispares, se declara totalmente fuera de lugar. De hecho, al ser su primera nominación a los oscars, reconoce que no tiene ni idea cómo se prepara un discurso de agradecimiento para una ocasión así.

"Estoy más acostumbrada a presentar premios así de importantes o a verlos por televisión. Debe ser emocionante conocer a tanta gente que no me han presentado aún. Los actores llegan y se sientan, felices de estar allí... te sientas junto a Matt Damon y le preguntas qué tal están sus hijos. Así es cómo lo siento: de adentro hacia afuera, más calmada y humildemente".