Duelo de chequeras en la Costa del Sol: los megarricos se pelean por las mansiones de Marbella

Las agencias inmobiliarias de Málaga registran las mejores cifras de ventas de su historia gracias al alza de la demanda y los precios

Interior de una mansión en la urbanización La Zagaleta, en Benahavís.Foto: EL PAÍS | Vídeo: EPV

La vivienda de lujo de la Costa del Sol está en plena ebullición. Las agencias inmobiliarias de la zona han registrado las mejores cifras de su historia en 2021. Jamás vendieron tanto a tan altos precios. Ocurre en primera línea de playa, donde el metro cuadrado llega a superar los 25.000 euros. También en urbanizaciones más alejadas de la costa, como Sierra Blanca, en Marbella. E incluso más al norte, donde un referente de la exclusividad como La Zagaleta, ya en Benahavís, vive un momento único. Las ventas aquí alcanzaron los 256 millones de euros el año pasado, cuando sus operaciones se multiplicaron por tres respecto a 2019.

“Estamos más fuertes que nunca”, dice con satisfacción Christopher Clover, presidente de honor de la asociación de inmobiliarias locales Leading Properties Agency. Clover acumula 52 años de experiencia en el mercado marbellí. Fundó Panorama Properties en 1970 y ha visto evolucionar la Costa del Sol. Está convencido de que hoy es uno de los 10 destinos residenciales más importantes del planeta, donde también entra Mallorca.

Marbella es su epicentro, pero sin planeamiento urbanístico y escasez de suelo incluye a Estepona y Benahavís. Conforman un triángulo que atrae a grandes fortunas por numerosas razones, sin olvidar que el dinero siempre tuvo un refugio seguro en el ladrillo. Clima benigno todo el año, cercanía al aeropuerto de Málaga, numerosos campos de golf, oferta variada en sanidad y educación privadas o restauración de lujo son algunos factores. El impulso tecnológico de la ciudad de Málaga es un nuevo ingrediente de la receta. Y la pandemia ha traído dos más: teletrabajo y un cambio de mentalidad. “La covid ha hecho que los ricos hayan pospuesto cualquier decisión futura. Quieren vivir bien y en el mejor lugar desde ya”, afirma José Antonio Pérez, investigador de la Universidad de Málaga y profesor de Ecosistema Inmobiliario en la Real State Business School de Torremolinos.

Cada vez más jóvenes

Clientes con grandes cuentas corrientes han puesto su mirada en la Costa del Sol. Son cada vez más jóvenes, de entre 35 y 50 años. Suelen dirigir grandes compañías, muchas tecnológicas. Si hasta ahora pensaban en estas casas como su segunda residencia, ahora se mudan y la tienen como base, viajando unos días al mes por trabajo. Si, según el Colegio de Registradores, una de cada cuatro viviendas que se vende en Málaga la compran extranjeros, su presencia en el sector del lujo es masiva. Según Panoram Properties, representan el 90%. Llegan más desde el Reino Unido y los países nórdicos. Despuntan holandeses y belgas. Y se asoman estadounidenses y canadienses. Hay cada vez más españoles superricos, pero, de momento, pocos compran casa en Marbella.

Todos traen el bolsillo lleno. “El cliente medio tenía antes de la pandemia entre medio millón y un millón para gastar; hoy tiene tres”, señala Javier Nieto, consejero delegado y propietario de Pure Living Properties, cuyas ventas alcanzaron los 50 millones en 2021. Con una agenda repleta de visitas, aprovecha un desplazamiento por la autopista para conversar. Habla sobre apartamentos que en 2015 se vendieron por medio millón de euros y que hoy valen 1,7 millones. En Marbella, el nuevo concepto es el mercado ultraprime, más lujoso que nunca. Se lo rifan. “Tenemos más demanda que oferta”, señala Nieto. Hay clientes que pagan incluso por encima del precio de una vivienda para quedársela. Pura subasta.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete

Jimmy Widen, nacido en Estocolmo y fundador de la agencia 3SA Estate Marbella, afirma que además de revalorizarse sin parar, las propiedades locales ofrecen un “excelente potencial de rendimiento de alquiler”. Sus datos dicen que en 2021 en la Costa del Sol se vendieron un 400% más de villas valoradas en más de tres millones respecto a 2019. “Es una enorme diferencia”, destaca. El valor medio de las propiedades comercializadas en su agencia se incrementó un 135%, hasta los 800.000 euros por cliente. El gigante alemán Engel & Völkers, con cinco oficinas en Marbella, llegó hasta los 560 millones de euros en ventas, su máximo histórico, con un precio medio por casa de 1,8 millones. El 40% es obra nueva, como las 15 villas de cuatro dormitorios de la urbanización La Fuente, vendidas en menos de 12 meses con precios de entre dos y tres millones. “Nada hacía presagiar en 2020 que todo fuese a ir tan bien”, reconoce Nathalie Dorpinghaus, directora de marketing de la franquicia en la zona, con 1.100 propiedades en cartera. Destaca una casa blanca de líneas imposibles frente al mar valorada en 11,7 millones de euros en Los Monteros. Junto a Sierra Blanca, Nueva Andalucía o Nagüeles, es de las más exclusivas de la Costa del Sol. Vehículos Ferrari, Lamborghini o Bentley son habituales en sus calles.

Un hombre contempla la urbanización La Zagaleta, en Benahavís.
Un hombre contempla la urbanización La Zagaleta, en Benahavís.Garcia-Santos (El Pais)

Pero el referente máximo sigue siendo La Zagaleta, urbanización que derrocha lujo en sus 900 hectáreas en Benahavís, a 20 minutos al norte de Marbella. Cuenta con dos campos de golf, un club hípico y un férreo servicio de seguridad. Allí se encuentra una villa llamada Ibiza Breeze, con 8.600 metros cuadrados de parcela, nueve habitaciones, piscina climatizada y una cocina diseñada por Zaha Hadid. Comercializada por Aedas Homes, estaba en venta por 14,5 millones de euros hasta hace unos días. Ya no. Su escritura se firmó la semana pasada y es una de las cuatro villas y tres parcelas que se han vendido en este resort en las tres primeras semanas de 2022. Sigue al alza, manteniendo las cifras millonarias de 2021, que incluyeron la venta de la que hasta el verano pasado era la casa más cara de España, valorada en 29 millones de euros. El consejero delegado de La Zagaleta, Jacobo Cestino, desde su despacho, se muestra optimista: “Creemos que la tendencia seguirá hasta 2025 y vamos a construir cuatro casas cada año para aprovechar el tirón”. Es el doble de la media anterior a la pandemia.

El sector coincide en las buenas previsiones. Basta comprobar cómo 42 de las 43 viviendas que se construirán en el proyecto UNO están ya reservadas, a pesar de carecer aún de licencia de obra. Es uno de los pocos suelos disponibles en la zona cero del lujo marbellí, la Milla de Oro, junto a los míticos Marbella Club Hotel y Puente Romano. Sus clientes serán los próximos compradores de las viviendas de lujo.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS