EMPRESAS

Power Electronics aumentó un 42% su facturación por el auge del almacenaje energético de baterías

La multinacional tecnológica valenciana mejoró en 2020 su resultado de explotación un 215% e incrementó la plantilla un 8%

La planta de Power Electronics en Llíria (Valencia).
La planta de Power Electronics en Llíria (Valencia).Power Electronics

La multinacional tecnológica valenciana Power Electronics ha cerrado el ejercicio del 2020 con unas ventas de 490,7 millones de euros, con un crecimiento de su facturación del 42% respecto al año anterior gracias, en parte, al auge del almacenamiento energético de baterías, ha destacado el CEO de la compañía, David Salvo.

El ejecutivo de la multinacional, instalada en Llíria, se ha mostrado muy satisfecho con los resultados obtenidos y ha apuntado dos claves para explicar el notable auge de las ventas, “sin duda nuestro fuerte liderazgo en EE UU y el impulso que han tomado las ventas de cargadores bidireccionales destinados al sector de almacenamiento energético con baterías, sector del que se espera un crecimiento sostenido hasta 2030″.

La compañía asegura que la crisis sanitaria ha puesto a prueba la solvencia de todo el sector pero Power ha respondido “con estabilidad” obteniendo un resultado de explotación de 46,6 millones de euros, lo que supone un 215% más que el ejercicio anterior, en el que alcanzó los 14,8 millones de euros. La compañía representa además un motor de empleo dentro del sector ya que en un año tan complicado como el anterior incrementó su plantilla un 8%.

Más información

Power Electronics es el fabricante mundial número uno de sistemas de conversión de energía para almacenamiento energético y líder en la fabricación de inversores solares para plantas fotovoltaicas en EE UU. Sus productos están presentes en cerca de 1.300 plantas distribuidas en 35 países de todo el mundo.

La compañía ha cerrado el 2020 con una cifra de 40GW de potencia AC instalada, que han permitido evitar el vertido de más de 56,3 millones de toneladas de CO2 al medio ambiente.

La multinacional valenciana participa en el proyecto denominado Alianza Valenciana de Baterías, cuya marca será Element València y que reúne a socios públicos y privados. El plan se compone de dos proyectos: la creación de un centro de investigación que aspira, según la Generalitat, a ser un referente internacional en la investigación de almacenamiento de energía; y de una gigafactoría, que liderará la empresa tecnológica Power Electronics, para fabricar baterías que sirvan a vehículos, trenes y barcos.

La Alianza valenciana de baterías incluye a empresas, centros de innovación, institutos tecnológicos y universidades con una larga trayectoria de investigación y producción en torno al sector energético: además de Power, ahí están Ford, Stadler, Iberdrola, Zeleros, UBE, CEV Technologies, IDOM, Ampere Energy, Nutai, Astondoa, Grupo Segura, Endurance Motive, Fácil Solutions, Grupo Valautomoción, Grupo Gimeno, Inelcom Technology, ITERA Mobility Engineering, HESS, INFAMOL, Mettecno, Torrecid y Witrac.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50