Vivienda

La vivienda nueva se encarece un 0,9% en 2020, la menor subida en seis años

La pandemia ralentiza el crecimiento del precio de las casas a estrenar en la recta final del año

Promoción de vivienda nueva en Valencia.
Promoción de vivienda nueva en Valencia.EFE

El precio de la vivienda nueva en las capitales de provincia de España cerró 2020 en una media de 2.476 euros por metro cuadrado, lo que supone que el año pasado se encareció un 0,9%. Es la menor variación desde 2014, cuando los precios todavía bajaban como consecuencia de la Gran Recesión, según los datos publicados este sábado por Sociedad de Tasación. Todos los años a partir de 2015, cuando el mercado recuperó la senda ascendente de precios, acabaron con mayores porcentajes de crecimiento. La cima se alcanzó en 2018, un año en que las casas a estrenar se encarecieron un 5%, y desde entonces el sector daba signos de moderación, una tendencia que pandemia de coronavirus ha acentuado. De hecho aunque el crecimiento en tasa anual es del 0,9%, desde junio (el informe se publica semestralmente) los importes han crecido solo un 0,2%.

El estudio de la tasadora, que se basa en las valoraciones de más de 40.000 viviendas realizadas entre septiembre y diciembre, confirma que la obra nueva está resistiendo la crisis mejor que otros segmentos inmobiliarios. La pandemia ha variado las preferencias de los compradores y ha sostenido la demanda de este tipo de casas lo suficiente como para mantener los precios en un contexto general de caídas. De hecho, los importes no solo crecieron en las capitales. Según señala Sociedad de Tasación, fuera de las capitales provinciales, el precio medio de los pisos nuevos en ciudades de más de 100.000 habitantes es de 1.826 euros por metro cuadrado, un 1,1% más que un año antes.

También crece más que las capitales el importe en las localidades de más de 50.000 habitantes (1.710 euros por metro cuadrado, un 1,1% más que hace un año), mientras que los municipios de más de 25.000 habitantes calcan la medida de crecimiento de las ciudades más grandes (1.574 euros, un 0,9%). Donde menos alegría han mostrado los precios de las casas nuevas es en los núcleos de menos de 25.000 habitantes. Los 1.537 euros poe metro cuadrado que se pagan de media suponen tan solo un 0,5% más que el año pasado.

Por ciudades, Sociedad de Tasación destaca que los precios respecto a 2019 no han retrocedido en ninguna de las 50 capitales provinciales, aunque en tres (Salamanca, Soria y Zamora) se mantienen invariables. Palma de Mallorca (con 2.162 euros de media y un crecimiento del 1,4%) lidera las subidas. Le siguen Barcelona y Madrid, ambas con un encarecimiento del 1,3%. En la metrópolis catalana el valor medio de las casas nuevas es de 4.491 euros por metro cuadrado y en Madrid es de 3.673 euros. No obstante, el ritmo se ha ralentizado en todas partes en los últimos seis meses. Respecto a junio, 10 capitales (Jaén, Albacete, Cáceres, Vitoria, Ávila, Salamanca, Girona, Badajoz, Murcia y Guadalajara) tienen ahora pisos más baratos.

Siete años y medio de sueldo para una casa

En su publicación, Sociedad de Tasación también ofrece una evolución de su Índice de Esfuerzo Inmobiliario. Este mide el número de años de sueldo íntegro que necesitaría dedicar un ciudadano con unos ingresos medios para comprar una vivienda. El resultado a finales de 2020 es de 7,5 años, lo que supone un aumento del esfuerzo respecto al trimestre anterior (7,4 años). Por comunidades autónomas hay enormes diferencias, aunque una cosa se mantiene inalterada: un trimestre más es Baleares la que presenta un mayor índice de esfuerzo con 16,5 años. En el lado contrario, de nuevo, aparece La Rioja con 4,5 años. Junto con Baleares, se sitúan por encima de la media Madrid (8,6 años) y Cataluña (8,5 años). Todos los demás territorios quedan por debajo de los 7,5 años del promedio nacional.

Por último, el Índice de Confianza Inmobiliario, elaborado con la opinión de 700 profesionales del sector, cierra 2020 en 40,9 puntos sobre 100. Este indicador no ha dejado de bajar desde junio de 2018, cuando alcanzaba los 58,5 puntos, pero se ha desplomado a raíz de la pandemia: el primer trimestre del año se situaba en 49,3 puntos, lo que significa que ha caído casi 10 puntos en nueve meses. Galicia, Cantabria y la Comunidad Valenciana son las comunidades cuyos profesionales muestran una mayor confianza en el futuro (en el entorno de los 44 puntos).

Para elaborar este indicador se pregunta a los profesionales por varios aspectos relacionados con el mercado. Mientras que la evolución del stock de vivienda es el que despierta un mayor optimismo (49,3 puntos), la evolución económica general suscita grandes dudas (37,9 puntos). Solo la venta de locales comerciales (31,3 puntos) muestra unas previsiones más oscuras.

Más información

Lo más visto en...

Top 50