Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los inspectores del Banco de España piden al Congreso que garantice su independencia

Reclaman a la comisión de investigación de la crisis financiera medidas para supervisar mejor las entidades

Fachada de la sede del Banco de España, en la Plaza de Cibeles en Madrid.
Fachada de la sede del Banco de España, en la Plaza de Cibeles en Madrid. EFE

La Asociación de Inspectores y Auditores Informáticos del Banco de España envió ayer un informe a Comisión de investigación de la crisis financiera con su propuesta legal para “mejorar la supervisión de las entidades de crédito”. Estas sugerencias fueron aprobadas el pasado 26 de noviembre por la asamblea de esta asociación y piden que sean entregadas a los grupos.

Los inspectores quieren que la Comisión las asuma y las proponga al Congreso “para evitar que, en el futuro, se repitan los errores que han provocado devastadoras consecuencias para miles de ciudadanos españoles”. Los inspectores han protagonizado duras sesiones en esta comisión en las que han criticado que el supervisor miró para otro lado ante el mal estado de algunas antiguas cajas de ahorros para evitar reclamarles grandes provisiones que las hubieran llevado a pérdidas. Es lo que ellos denominaron el sucuestro del supervisor. 

Entre las propuestas destacan las que reclaman “mecanismos para garantizar la autonomía funcional y la independencia técnica del personal inspector del Banco de España, tratando de evitar que se devalúe la trascendencia de las actuaciones realizadas por este personal”.

También consideran importante “que se garantice que las inspecciones lleguen a los órganos de dirección correspondientes, al tiempo que se asegure que se lleven a cabo unas actuaciones de investigación e inspección que verifique de manera directa la situación efectiva de las entidades” para que se disponga así de una imagen fiel de las mismas, señalan en el informe. Esta asociación, mayoritaria en el organismo supervisor, cree que ante el Mecanismo Único de Supervisión de la UE, debe garantizarse “la participación de los inspectores del Banco de España en la supervisión de todas las entidades sistémicas, sin condicionar el papel decisorio del BCE”.

Apunta que es importante el papel de los Estados, ahora que se está construyendo la Unión Bancaria, porque el coste de otra crisis bancaria “deberá ser asumido” por cada país, “como se ha puesto de manifiesto en el caso del Banco Popular”. Por eso reclaman que cada Estado tenga un conocimiento completo de la situación de sus entidades.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información