Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El exjefe de supervisión desmiente a los peritos del ‘caso Bankia’

Jerónimo Martínez, exdirector del Banco de España, defiende la validez de las cuentas de la entidad en su salida a Bolsa

Reloj en la fachada de la sede del Banco de España, en la Plaza de Cibeles en Madrid.
Reloj en la fachada de la sede del Banco de España, en la Plaza de Cibeles en Madrid.

Era previsible y así ha ocurrido. El exdirector de Supervisión del Banco de España, Jerónimo Martínez Tello, ha asegurado hoy que Bankia contaba con provisiones suficientes en el momento de la salida a Bolsa y que sus criterios contables eran idénticos a los de otras entidades, según fuentes jurídicas.

Tello, que ha declarado como testigo ante el juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu a petición de Deloitte, que investiga la salida a Bolsa de Bankia, contradice de esta forma a los dos peritos judiciales, inspectores del Banco de España, Antonio Busquets y Víctor Noguera, que aseguraron que las cuentas estaban maquilladas con errores contables en el estreno de Bankia en el parqué. Tello se aliena así con Francisco Celma, responsable de Deloitte, que auditó a Bankia antes de la salida a Bolsa.

El responsable de Supervisión ha sostenido que el importe de las provisiones genéricas y específicas no asignadas de las que disponía Bankia cuando salió a Bolsa, que permitían cubrir futuros deterioros que se pudiesen producir en la entidad, eran de 3.027 millones de euros. Es decir, el "colchón" era suficiente para hacer frente a futuros deterioros o pérdidas.

Según la misma fuente, Martínez Tello ha explicado que los criterios contables que se aplicaron para la creación del Sistema Institucional de Protección (SIP) que dio lugar a Bankia fueron los mismos empleados para la puesta en marcha de otros grupos de cajas.

Diferencias con Bankia

En su declaración ante el juez, y según ha relatado el abogado de la acusación popular Andrés Herzog, Tello también se ha referido a los 19.000 millones de euros de ayudas públicas que solicitó José Ignacio Goirigolzarri, nombrado presidente de Bankia en mayo de 2012, una cantidad con la que el Banco de España "no se sentía confortable", ha dicho el letrado, informa Efe.

Según habría señalado Tello, el Banco de España estimaba que hubieran sido suficientes 13.000 millones, y otros 3.000 adicionales -16.000 en total-, pero accedieron para no crear alarma social; en total, BFA-Bankia recibió 22.424 millones.

Martínez Tello fue director general de Supervisión del Banco de España desde abril de 2009 hasta octubre de 2012. El pasado 20 de junio, el socio de Deloitte Francisco Celma defendió en su declaración ante el juez la labor de auditoría en Bankia y aseguró que "en todo momento" se había seguido la normativa del Banco de España en la que se basó la creación del nuevo grupo tras la unión de Caja Madrid, Bancaja y otras cinco entidades.

La imputación de Deloitte y Celma se produjo después de que las acusaciones populares de la Confederación Intersindical de Cajas (CIC) y el movimiento '15MpaRato' lo solicitaran en varias ocasiones, aportando como base el informe de los peritos.

Hoy también ha declarado el director de regulación y estabilidad financiera del Banco de España, Julio Durán, y mañana lo harán los inspectores Pedro Comín y Pedro González.