Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

España acuerda con Cuba refinanciar la deuda a corto plazo de la isla

El país caribeño no tendrá que abonar intereses de demora ni parte del principal de su pasivo

El ministro de Economía, Luis De Guindos, saluda al ministro cubano de Comercio Exterior e Inversión Extranjera.
El ministro de Economía, Luis De Guindos, saluda al ministro cubano de Comercio Exterior e Inversión Extranjera. EFE

Los Gobiernos de España y Cuba han firmado este lunes el acuerdo de restructuración de la deuda a corto plazo del país caribeño. El compromiso ha sido ratificado en La Habana por el vicepresidente de Cuba, Ricardo Cabrisas, y el ministro de Economía y Competitividad de España, Luis de Guindos. La deuda a corto plazo del país caribeño con España asciende a 201,5 millones de euros y se deriva del seguro de crédito a la exportación con cobertura oficial gestionado por CESCE por cuenta del Estado.

El acuerdo con las autoridades cubanas consiste en la condonación de la totalidad de los intereses de demora y parte del principal de la deuda; la reestructuración de los pagos de la deuda residual a un periodo de 10 años; y tres años de gracia para el pago de cuotas de amortización del principal. La condonación se ha formalizado parte de manera directa y parte a través de un programa de conversión de deuda, que implica la creación de un fondo de contravalor en pesos cubanos para financiar proyectos priorizados por el Gobierno cubano y acordados por ambas partes.

El acuerdo es fruto de las conversaciones entre los dos mandatarios el pasado mes de julio en Madrid. Con la renegociación de la deuda y la firma de acuerdos en materia comercial y de I+D+i, el Gobierno español quiere fomentar las relaciones económicas y comerciales entre ambas economías ante la mayor apertura de Cuba a la inversión extranjera. Para ello quiere apoyar la ya amplia presencia de empresas españolas en la isla impulsando las relaciones económicas bilaterales.

El Gobierno español señala que el acuerdo es un alivio financiero sustancial a Cuba y contribuye a profundizar las relaciones y el trabajo conjunto en la financiación de proyectos prioritarios para las autoridades respectivas.

Este verano, el Ejecutivo de Raúl Castro aceptó renegociar con los 16 países acreedores, integrados en el Club de París, la devolución de la cantidad adeudada, que se cifró en 15.000 millones de dólares (unos 13.700 millones de euros). En el caso español, el principal de esa deuda asciende a 535,6 millones, pero los intereses y los recargos de demora en estas tres décadas multiplican por cinco la deuda total.

Más información