El Gobierno reduce el techo de gasto por segundo año consecutivo

La reducción no implica más recortes porque algunas partidas como las prestaciones por desempleo se ajustan automáticamente por la mejora de la economía

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, junto a los ministros de Economía, Luis de Guindos; y de Hacienda, Cristóbal Montoro.
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, junto a los ministros de Economía, Luis de Guindos; y de Hacienda, Cristóbal Montoro.EFE

El consejo de ministros ha aprobado este viernes el segundo recorte consecutivo en el techo de gasto del Estado, el sostén sobre el que se construyen los Presupuestos. El Gobierno reducirá el gasto un 4,4%, lo que supone rebajar el gasto no financiero en 5.666 millones de euros hasta dejarlo en 123.354 millones.

Más información

A pesar de este descenso, el Ejecutivo descarta nuevos recortes. Confía en que el viento favorable que sopla sobre la economía española permita reducir el gasto público a la vez que se lanzan algunos guiños a sectores más golpeados por la crisis. Espera encontrar margen en la reducción de algunas partidas procíclicas del presupuesto como, por ejemplo, las prestaciones por desempleo o los gastos financieros. Las prestaciones del paro han pasado de suponer 31.700 millones de euros en 2012 a rebajarse hasta los cerca de 20.000 millones para este. Y en lo que va de año, la Administración central, ha ahorrado unos 1.000 millones en gastos financieros por la sensible caída de los tipos de interés tras la intervención del BCE.

La aprobación del techo de gasto, el primer paso para comenzar a elaborar los Presupuestos, se había retrasado dos semanas porque el Ejecutivo había esperado a poder reunirse con las comunidades autónomas. Varios gobiernos autonómicos habían tardado en constituirse tras las elecciones del pasado mayo. Finalmente el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, se citó con los nuevos consejeros de Finanzas en el Consejo de Política Fiscal (CPFF), celebrado el pasado miércoles. En dicha cita se aprobaron los objetivos presupuestarios que incluyen los límites de déficit hasta 2018.

Esta regla, introducida en la Ley de Estabilidad aprobada en 2012, es fundamental para la consolidación de las cuentas públicas. La fijación de la regla de gasto impide a las administraciones públicas aumentar el gasto, excluidos intereses y prestaciones por desempleo, por encima del crecimiento del PIB en el ciclo completo..

El año pasado ya se redujo el techo de gasto un 3,2% hasta dejarlo en 129.060 millones. Durante los dos primeros años de legislatura, en 2012, 2013 y 2014, el Gobierno aumentó el techo de gasto pese a introducir un riguroso programa de ajuste en las cuentas públicas, con recortes de gasto y subida de impuestos. Este aumento del gasto no financiero de los ministerio registrado en años anteriores, a pesar de las políticas de recortes, se produjo por la escalada de los costes de financiación y el persistente auge del paro.

El Consejo de Ministros también ha aprobado los objetivos presupuestarios de deuda y déficit, que coinciden con lo establecido en el Programa de Estabilidad presentado a Bruselas.

Archivado En:

Te puede interesar

Curso de inglés online

Lo más visto en...

Top 50