Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Autoridad Fiscal reclama medidas por el desvío en siete comunidades

La Airef pide a Hacienda que exija ya ajustes a Extremadura, Murcia, Cataluña, Valencia, Castilla-La Mancha, Andalucía y Baleares. El déficit de las cuatro primeras superará el 2%

La Autoridad Fiscal de Responsabilidad Fiscal (Airef) ha concluido que Extremadura, Cataluña, Comunidad Valenciana y Región de Murcia superarán, con toda seguridad, el objetivo de déficit previsto para este año (1% del PIB autonómico) de forma muy holgada, con un desfase que estima, en varios informes publicados hoy, superior al 2%. Y también considera "muy elevado" el riesgo de incumplimiento en los casos de Castilla-La Mancha, Andalucía y Baleares, para las que prevé un déficit público superior al 1,3% del PIB. Todo ello le conduce a solicitar al Ministerio de Hacienda que "se activen las medidas preventivas" incluidas en la Ley de Estabilidad. Un primer paso que, si Hacienda lo respalda, llevaría a exigir a estas siete comunidades la presentación de un plan económico y financiero, con los ajustes necesarios, en el plazo de un mes.

La advertencia de la Autoridad Fiscal, el organismo independiente que, desde este año, evalúa si las Administraciones cumplen los objetivos de estabilidad presupuestaria, tendría como resultado práctico adelantar la puesta en marcha "de los mecanismos de corrección sin esperar a la constatación de la posible desviación en el mes de marzo de 2015". Un adelanto de la formulación de los ajustes en ingresos y gastos autonómicos que el próximo año tendría una doble virtud, según el organismo que preside José Luis Escrivá: evitar los meses de paralización administrativa por los comicios autonómicos (las elecciones serán en mayo) y facilitar el cumplimiento del objetivo de 2015 (el 0,7% del PIB), que la propia Airef considera "muy exigente".

“Conviene recordar, en este sentido, que el desbordamiento de los objetivos presupuestarios de las comunidades en el entorno de sus procesos electorales afectó negativamente en el pasado a la credibilidad de las cuentas públicas españolas, con consecuencias graves para las condiciones de financiación del país”, urge Escrivá en una carta remitida a Hacienda.

En 2013, hubo seis comunidades (Aragón, Comunidad Valenciana, Cataluña, Murcia, Castilla-La Mancha y Navarra) que se desviaron del objetivo previsto (1,5%), un desfase que solo se constató a finales de marzo de este año. Las comunidades de régimen general (todas excepto Navarra) presentaron los correspondientes planes económicos y financieros, pero la Airef, recién constituida, informó negativamente de los cinco, excepto del de Castilla-La Mancha. Finalmente las cuatro autonomías (Comunidad Valenciana, Cataluña, Murcia y Castilla-La Mancha) que también están acogidas al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), el instrumento de Hacienda para prestar fondos a las autonomías con dificultades para financiarse, retiraron sus planes en el Consejo de Política Fiscal y Financiera de julio. El Gobierno anunció en esa reunión que relajaba el coste financiero y los plazos de devolución de los préstamos, lo que, según sus cálculos, permitiría a las comunidades del FLA ahorrar unos 2.000 millones.

Retraso acumulado desde 2013

En teoría, las cuatro comunidades que retiraron sus planes en julio debían simplemente incorporar los ahorros de gasto por la nueva medida de Hacienda, pero en la práctica sus planes siguen sin aprobarse lo que supone un incumplimiento de la Ley de Estabilidad, que podría dar pie a que Hacienda ponga en marcha "medidas coercitivas", y, en último caso, a la intervención de las autonomías. Pero la responsabilidad es esta vez compartida porque la aprobación debe hacerse en un Consejo de Política Fiscal, que Hacienda aún tiene pendiente convocar.

“Es importante anticipar la aplicación de la ley para evitar, en la medida de lo posible, que se repita la situación de este año, en el que, a fecha de 5 de diciembre, solo se ha presentado y aprobado en el Consejo de Política Fiscal y Financiera el plan económico y financiero de Aragón por incumplimientos de los objetivos fijados para 2013”, añade Escrivá en su misiva al secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta.

La inclusión en el FLA conlleva ya de por sí que las comunidades a las que el Gobierno central presta dinero desarrollen un plan de ajuste, pero ni su contenido ni su seguimiento es público, a diferencia de lo pautado por la Ley de Estabilidad. En este caso hay un incumplimiento adicional, porque Hacienda tampoco ha publicado el informe de seguimiento del único plan económico aprobado, el de Aragón.

"La experiencia nos dice que la Ley de Estabilidad llega tarde", explicaron fuentes del Airef, en cuyo informe se recomienda que las medidas de ajuste ahora reclamadas por los desfases de 2014 se incluyan ya en los planes económicos y financieros correspondientes a 2013 "que pudieran aprobarse antes de fin de año". Las últimas recomendaciones de la Airef se han hecho con datos hasta septiembre, aunque para el próximo año se propone anticiparlas, a partir de datos de junio, pese a la carestía de recursos. La puesta en marcha de la Autoridad Fiscal, una exigencia reiterada de la Comisión Europea, se ha puesto en marcha con una plantilla de 35 personas, incluido personal administrativo, muy por debajo de las recomendaciones de organismos internacionales.

Más información