Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Anastasiadis dice que el control de capitales será “muy temporal”

Ningún portavoz del Gobierno ha detallado en qué consistirá el control de capitales

Después de diez días con las puertas cerradas, los bancos chipriotas retomarán su actividad esta semana: los dos más grandes esperarán hasta el jueves (dos días más tarde de lo previsto) para hacerlo y el resto volverá a abrir sus oficinas hoy. A todos se les impondrá controles de capital “muy temporales”, anunció ayer el presidente del país, Nikos Anastasiadis, en un mensaje televisado al país, nada más volver de Bruselas, donde había cerrado los detalles del rescate europeo. El líder chipriota no dio más detalles de lo que supone de facto alargar el corralito sine die. “Quiero aseguraros que será una medida temporal que se irá relajando gradualmente”, se limitó a decir.

El anuncio de la reapertura de los bancos ha estado rodeado de incertidumbre hasta el último momento, con mensajes contradictorios que salían de distintas fuentes oficiales. Ningún portavoz del Gobierno ha detallado en qué consistirá el control de capitales con que se encontrarán hoy los clientes. “Habrá medidas excepcionales como límites de retirada de dinero y estamos seguros de que en los primeros días habrá dificultades, pero con el tiempo la situación se irá normalizando”, admitió el ministro del Interior, Socratis Jásikos.

“Los primeros días habrá problemas”, admite el ministro de Interior

Además de no detallar las operaciones que a partir de ahora se podrán hacer o no, Chipre sigue batiendo su récord de incumplimiento de los plazos que el propio país se fija. El acuerdo del rescate cerrado en la noche del 15 al 16 de marzo iba a aprobarse en el Parlamento durante el fin de semana para que los bancos abrieran el martes siguiente —el lunes era festivo— sin ningún problema. Nada de esto se cumplió. La fecha de reapertura se fue posponiendo a lo largo de los días y luego se dijo que sería hoy martes —ayer volvió a ser festivo— cuando todo el sistema financiero estaría operativo. Pues tampoco.

Banco de Chipre y Laiki, los dos afectados en el rescate, deberán esperar al jueves. Se da la circunstancia de que estas dos entidades son las más grandes del país y las que atesoran más problemas. El argumento para aplazar su apertura de nuevo es que son las que afectadas por el plan de reestructuración acordado la madrugada del lunes por el Eurogrupo, por lo que deberán esperan unos días para adaptarse a las exigencias del acuerdo alcanzado por los países del euro. Las dos entidades se unirán en la práctica: los depósitos de menos de 100.000 euros y los préstamos sanos de Laiki irán al Banco de Chipre. Las cantidades de las dos entidades por encima de esa cantidad quedarán congeladas, sin que el Gobierno haya dicho ni hasta cuándo ni qué quita se les aplicará.