_
_
_
_

La firma de expertos de SAC Capital es sancionada con 460 millones de euros

El regulador de EE UU asesta un millonario golpe al tráfico de información privilegiada en Wall Street

Steven A. Cohen, fundador y presidente de SAC Capital
Steven A. Cohen, fundador y presidente de SAC CapitalSTEVE MARCUS (REUTERS)

El regulador del mercado de valores en EE UU acaba de asestar un multimillonario golpe al tráfico de información privilegiada en Wall Street. El fondo especulativo CR Intrinsic (propiedad de SAC Capital) va a desembolsar 600 millones de dólares (460 millones de euros). La mayor sanción impuesta hasta ahora contra este tipo de delitos, por beneficiarse ilícitamente de datos confidenciales sobre las pruebas clínicas de un potencial tratamiento contra el Alzheimer desarrollado por Elan y Wyeth. Además, la firma neoyorquina Sigma Capital (también es una filial de SAC Capital) tiene que pagar otros 14 millones por infromación relacionada con empresas tecnológicas, por lo que la sanción total a la que se enfrenta la matriz es de 614 millones de dólares (470 millones de euros).

El fraude de CR Intrinsic fue destapado por el fiscal neoyorquino Prett Bharara el pasado noviembre, y automáticamente puso la lupa sobre el reputado gestor de fondos Steven Cohen. SAC Capital, su hedge fund, es propietaria de la firma de especialistas o consultores CR Intrinsic. De acuerdo con Bharara, la trama generó unas ganancias de 276 millones. Entonces se identificó al doctor Sidney Gildman como el origen de la filtración de la información.

Más información
Golpe al tráfico de información confidencial

Del lado de CR Intrinsic se acusó al financiero Mathew Martoma, que con esa información confidencial logró tomar posiciones antes de que se conociera que la prueba clínica saldría negativa. A Martoma le pueden caer hasta 20 años de cárcel. “Esta multa histórica es un claro llamamiento a los hedge funds. Pagarán cuando violen la ley”, dijo George Canellos de la SEC.

No fue el único fondo especulativo sancionado por este delito de guante blanco. La firma neoyorquina Sigma Capital (también es una filial de SAC Capital) tiene que pagar 14 millones por sacar provecho ilícitamente de información financiera de las tecnológicas Dell y Nvidia, antes de que hicieran públicos sus resultados trimestrales. Jugando antes que el resto de los inversores, logró así unas ganancias de 6,4 millones.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_