El comercio encadena cinco años de caída de ventas y el retroceso se agudiza en 2012

La facturación retrocede más de un 10% en el peor diciembre de los últimos 20 años El sector registra su peor balance anual desde el anterior periodo de recesión sufrido en 2009 Las pequeñas cadenas y las grandes superficies sufren los mayores recortes

Un cartel de rebajas en una tienda de Murcia.
Un cartel de rebajas en una tienda de Murcia.EFE

Ha sido una Navidad para olvidar para los tenderos. Esa es, al menos, la conclusión de la Confederación Española del Comercio (CEC), que ayer aseguró que diciembre había resultado el peor mes en ventas de los últimos 20 años. Los comercios minoristas acabaron en 2012 su quinto año consecutivo con las ventas menguantes, según publicó ayer el Instituto Nacional de Estadística (INE). A precios constantes, es decir, descontando el efecto de la inflación, las ventas generales bajaron un 10% respecto al mismo mes de hace un año y la variación media del conjunto del año arrojó un descenso del 6,8%. Se trata de la caída más aguda desde que comenzó la crisis.

No hay producto o tipo de establecimiento que escape a la atonía del consumo, la contracción solo difiere en grados. La alimentación sufre la bajada de ventas más leve en la media del año (-2,5%), mientras que el equipamiento del hogar baja el 10,6%, las estaciones de servicio el 9,4%, el equipamiento personal el 7% y el resto de bienes el 9,5%.

“Son urgentes medidas efectivas de apoyo para el sector, que generen confianza, estimulen el consumo y faciliten el acceso a la financiación”, señaló la CEC. La campaña navideña no tiró del carro en la recta final del año, las ventas relacionadas con las fiestas representan entre un 20% y 25% de su volumen anual de ventas, de modo que la patronal calificó ayer de “duro golpe” el mal balance.

Más información
El Gobierno instaura la licencia única para todo el territorio
Mercados que no entienden de recortes
El pequeño comercio se rebela contra la liberalización de horarios

Solo las grandes cadenas de distribución —Mercadona o Zara, por ejemplo— han aguantado el tipo, lo que en este contexto significa haber cerrado el año 2012 con una caída anual del 4,4%, mientras que las grandes superficies sufren un descalabro del 12,5%, las pequeñas cadenas del 13,8% y las empresas unilocalizadas, es decir, establecimientos individuales, bajan el 11,6%.

La flaqueza de la caja registradora sigue pasando factura al empleo, según certificó también ayer el INE. Todos los modos de distribución vieron bajar el empleo, con excepción de las grandes cadenas, que lograron mantener los puestos de trabajo con un leve avance del 0,3% respecto al mismo mes del año anterior.

Las ventas del comercio ceden en todas las comunidades autónomas, con los principales descensos del año en Castilla-La Mancha (9,5%) y Murcia (9,3%).

No hay un efecto calendario que suavice lo duro de estos datos. Si se elimina la diferencia en el número de días hábiles que presenta un mes en 2012 y 2011, el índice general del comercio baja un 10,7% en diciembre. Son tres décimas menos que en noviembre.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Amanda Mars

Subdirectora de información económica de El País y directora de CincoDías. Ligada a El País desde 2006, empezó en la delegación de Barcelona y fue redactora y subjefa de la sección de Economía en Madrid, así como corresponsal en Nueva York y Washington (2015-2022). Antes, trabajó en La Gaceta de los Negocios y en la agencia Europa Press

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS