Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hacienda vuelve a castigar el tabaco de liar

El precio de la picadura para fumar es el que más sube a partir de este fin de semana

El tabaco será más caro a partir de este domingo. Pero sobre todo el llamado tabaco de la crisis, la picadura de liar y los cigarritos, que por sus bajos precios han atraído a numerosos fumadores en los últimos años. El Boletín Oficial del Estado publicó este sábado la subida de 20 céntimos, desde este domingo, de las principales marcas de tabaco de la compañía Altadis, filial de Imperial Tobacco, entre las que se encuentran Fortuna, Nobel o Ducados. La compañía ha incrementado el 4,8% el precio de sus marcas de cigarrillos, pero sobre todo ha elevado sus marcas de picaduras (9%) y cigarritos (8,3%).

Su éxito radica en el precio. En cuanto a cigarritos, la principal referencia de la marca Coburn pasa de 2,40 a 2,60 euros. Mientras, en el segmento de picaduras o de tabaco para liar, la variedad de 20 gramos de la marca Fortuna sube de 2,85 a 3,10 euros. Estos precios contrastan con los 4,30 euros que valdrán a partir de este domingo los cigarrillos más baratos, como el Fortuna Azul Duro 20, Fortuna Fresh, Fortuna Glide Tec, Fortuna Glide Tec Blue, Fortuna Menthol Duro y Fortuna Plata Duro. También se incrementa el precio de Ducados Azul Duro, Ducados Azul / Blanco Blando, Ducados Azul / Blanco Duro, Ducados Blanco Duro, hasta 4,40 euros y el de Nobel 0,1, Nobel Duro, Nobel Triple Filtro, hasta 4,30 euros.

La subida de precios se produce después de que el Ministerio de Hacienda haya elevado el impuesto especial que grava el consumo de tabaco a partir del martes, estableciendo un sistema de doble impuesto mínimo, de tal forma que las cajetillas de 20 cigarrillos que se vendan por debajo de 3,77 euros serán gravadas con una fiscalidad mayor. Para la picadura, el impuesto mínimo se establece ahora en 85 euros por cada kilogramo y se incrementa hasta 92 euros cuando la picadura tenga un precio de venta inferior a 138 euros por kilogramo.

En la primera mitad de 2012, la venta de cigarrillos descendió un 9,73%, mientras que se disparó un 23% la de cigarros y picadura de pipa, y un 14% la de liar, según los datos del Comisionado del Mercado de Tabacos.