Los mercados superan sin problemas la rebaja a la nota de solvencia de Francia

La prima de riesgo registra su mejor día en un mes y baja a 437 puntos básicos El selectivo Ibex 35 logra acabar la sesión en verde por la mínima El euro recupera los 1,28 dólares antes de la reunión del Eurogrupo

Una página web con las calificaciones de Moody's.
Una página web con las calificaciones de Moody's.THOMAS COEX (AFP)

Los mercados financieros europeos han superado sin mayores problemas la decisión de Moody's de quitar la matrícula de honor con la que, hasta ahora, calificaba a la solvencia de Francia. La devaluación, que secunda a la que tomó hace diez meses Standard & Poor's, ha tenido un impacto reducido a primera hora del día y ha impedido a las Bolsas europeas dar continuidad a las subidas de la víspera en Wall Street. No obstante, las compras han regresado de forma paulatina a medida que avanzaba la sesión y han llevado a los principales índices del Viejo Continente, entre ellos al Ibex 35, a entrar en verde. En la deuda, la prima de riesgo exigida a la deuda española también ha logrado darse la vuelta y, animada por los movimientos defensivos de los inversores ante un eventual acuerdo en el Eurogrupo sobre Grecia, ha logrado mejorar en 16 puntos básicos, hasta los 445. Con ello, ha registrado su mejor día en un mes.

Al cierre, el selectivo español ha subido un exiguo 0,19%, hasta los 7.778 enteros. Al frente del conjunto del índice se ha situado Sacyr, con un fuerte repunte del 10,54%. Técnicas Reunidas encabezó las pérdidas con un descenso del 1,85%, mientras que ArcelorMittal se depreció el 1,71% y el Popular, el 1,4%. Con respecto a sus grandes valores, Telefónica ha caído un 0,25% mientras el resto ha registrado subidas moderadas.

En el resto de Europa, Fráncfort ha avanzado un 0,69% e incluso el CAC 40 de París ha registrado ganancias con otra subida del 0,69% mientras Londres ha remontado un 0,18%.

En el lado contrario, el parqué de MIlán ha cedido un 0,25%. El euro, por su parte, ha logrado acabar el día sobre los 1,28 dólares tras transitar por debajo de este nivel durante la mayor parte de la jornada. El motivo del cambio de humor con respecto al inicio de la sesión ha estado en que, por la tarde, ha cundido la idea de que los ministros de Economía del Eurogrupo podrían llegar a un acuerdo sobre la ayuda a Grecia. Ante esta previsión, se han cerrado posiciones en contra que pesaban sobre la deuda y los valores europeos de más riesgo.

Más información
Moody’s rebaja la Triple A a la deuda francesa
Reportaje: Los cañones apunta a París
La superagencia supervisora planea poner coto a Moody’s, S&P y Fitch

En cuanto a España, que también ha sacado partido de la tendencia positiva, el punto de atención durante la mañana ha estado en la subasta de letras del Tesoro. La operación no se ha visto afectada por la rebaja de la nota de solvencia de Francia. El instituto emisor español ha captado 4.940 millones a 12 y 18 meses a unos tipos prácticamente iguales a los de octubre y con una demanda alta. El máximo previsto era de 4.500 millones. El jueves, el organismo dependiente del Ministerio de Economía volverá al mercado para seguir haciendo caja con vistas a 2013, dado que ya ha cubierto el 100% de su emisión prevista para 2012.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete

El objetivo de esta próxima subasta es colocar hasta 3.500 millones en bonos con cupón del 3,75% y vencimiento a 31 octubre 2015, obligaciones a cinco años con cupón del 5,50% y obligaciones con cupón 5,50% y vida hasta el 30 abril 2021. Cerrar esta operación le será más fácil si se mantiene la mejora que ha registrado este martes la deuda en los mercados secundarios, que es donde se negocian los títulos una vez emitidos.

Tras la subasta, la rentabilidad de los bonos a 10 años del Tesoro se ha reducido hasta el 5,78%. Gracias a esta mejora y a la subida que ha sufrido la deuda alemana por el temor a una extensión de los problemas de París a Berlín, la prima de riesgo, que es el diferencial entre ambos títulos, ha mejorado con ganas. Al final, ha bajado en 16 puntos, hasta los 437 (4,37 puntos porcentuales) en su mejor día en lo que va de mes. La deuda alemana con vencimiento en 2021, por su parte, ha pasado de intercambiarse a un 1,3% bajo a hacerlo por encima del 1,4%.

Por último, el sobreprecio exigido a la deuda italiana se ha situado en 343 puntos tras registrar un descenso similar al de la prima de riesgo de España. En cuanto a Francia, su deuda apenas ha registrado cambios y el diferencial ha seguido sobre los 74 puntos básicos. Hay que recordar que la rentabilidad solicitada por sus bonos roza el 2,5%.

"La rebaja de la calificación crediticia no ha sido algo inesperado", ha afirmado Gareth Isaac, gestor de fondos de renta fija de Schroders tras llamar la atención sobre las débiles perspectivas que afronta la economía francesa, el retraso que acumula en las reformas y algunas decisiones del Gobierno de Hollande, que navega a la contra en algunas de sus decisiones, como la de atrasar parcialmente la jubilación. Pese a estos retos, su deuda sigue siendo objeto de deseo por parte de algunos bancos centrales, que no quieren apostar su dinero en los bonos alemanes porque, pese a que son considerados como los seguros, presentan una escasa o nula rentabilidad, ha añadido Isaac.

Sobre la firma

Álvaro Romero

Redactor del equipo de Redes Sociales y Desarrollo de Audiencias en EL PAÍS. Es licenciado en periodismo por la Universidad Complutense de Madrid.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS