Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Caja Castilla La-Mancha y Unicaja alcanzan un principio de acuerdo para integrarse

La entidad resultante poseería un activo aproximado de 60.000 millones de euros y sería una de las cinco primeras cajas de ahorros españolas

Los presidentes de Caja Castilla-La Mancha (CCM) y de Unicaja, Juan Pedro Hernández Moltó, y Braulio Medel, respectivamente, en virtud de las autorizaciones conferidas por sus respectivos consejos de administración, han alcanzado "unas bases de acuerdo" para la propuesta de integración de ambas entidades, según han informado las cajas a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Ambas entidades han precisado asimismo que la entidad resultante, que se trataría de la primera fusión de cajas de ahorros, poseería un activo aproximado de 60.000 millones de euros.

De acuerdo a esta unión, ambas entidades crearían la principal institución financiera de Andalucía y Castilla-La Mancha y una de las cinco primeras cajas de ahorros españolas. El proyecto de integración de CCM y Unicaja gozaría del apoyo y respaldo de las autoridades financieras competentes, para dar lugar a una institución financiera "de la máxima solvencia y fortaleza económica, no sólo para el presente, sino también para el futuro".

El pacto establece que se desarrollarán con carácter inmediato los trabajos necesarios para estudiar las cuentas de ambas entidades (due dilligence) y el aseguramiento de garantías financieras, que satisfagan el cumplimiento de los requisitos y condiciones establecidos por ambos Consejos de Administración para proceder a la unificación.

La combinación de Unicaja con CCM alumbraría una empresa con un activo aproximado de 60.000 millones de euros, centrados básicamente en el negocio minorista, y casi 1.500 oficinas repartidas por una treintena de provincias y por el extranjero, según han indicado las dos sociedades en el comunicado que han emitido a la CNMV.

Tensiones y diferencias

Esta posible fusión ha provocado algunas tensiones en el seno del PP, con expedientes y peticiones de dimisión incluidos. Mientras tanto, el Gobierno ha evitado pronunciarse mientras el sector, por su parte, se mostró partidario de que las fusiones siguiesen sus cursos, sin interferencias.

A juicio de ambas entidades, el proyecto de unión presenta "manifiestas" sinergias de complementariedades y potenciación de negocio, "importantes" ahorros de costes a medio plazo y el alcance de una "dimensión crítica significativa" para sus mercados básicos.

"En definitiva, la propuesta de integración contiene el principio esencial que debe exigirse a cualquier fusión empresarial: que la misma sea un juego de suma positiva, de forma que la nueva entidad resultante ofrezca patentes ventajas adicionales a las derivadas de la mera agregación estática de las corporaciones implicadas", resaltan en el comunicado remitido a la CNMV.

La semana pasada el consejo de administración de Caja Castilla-La Mancha aprobó por unanimidad continuar las conversaciones para la futura fusión con Unicaja, mientras que por su parte, el consejo de administración de Unicaja aprobó la semana anterior, también por unanimidad, autorizar a Braulio Medel para seguir con las conversaciones con CCM para alcanzar una fusión por absorción entre ambas entidades.