Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

51 muertas por machismo tras el tercer crimen en tres días

Una mujer de 29 años fue asesinada la madrugada de ayer a golpes por su novio, de 30, en Avilés (Asturias). El agresor, de nacionalidad portuguesa, acudió después a un bar cercano a su casa, donde confesó que había matado a su pareja tras una discusión, y donde fue detenido por la policía, que acudió alertada por el camarero. La de Avilés es la tercera víctima mortal de la violencia machista en tres días. Al igual que en los otros dos casos, además, la víctima no había denunciado a su agresor. Los tres crímenes tienen también en común que en todos el agresor -y dos de las víctimas- eran de nacionalidad extranjera.

Con los últimos asesinatos de esta semana, son ya 51 las víctimas mortales del machismo en lo que va de año, cinco menos que en 2010, que se saldó con una cifra negra: 73 mujeres asesinadas por sus parejas o exparejas. De las fallecidas este año solo 14 -menos del 30%- había denunciado a su maltratador. Un dato similar al de 2010 -año en que solo 20 de las 73 víctimas mortales había recurrido a la policía- que prueba que la situación no mejora. Las mujeres siguen sin acudir mayoritariamente a las autoridades para denunciar a su agresor.

Tampoco se está logrando aumentar el número de denuncias por parte del entorno de la mujer. Ayer, la secretaria de Estado de Igualdad, Laura Seara, recordó que las víctimas de violencia de género dan "señales" de lo que les está pasando. Señales que también perciben, o deberían percibir, su familia, amigos y compañeros de trabajo, a quienes animó a acudir a las autoridades para denunciar casos de violencia machista. Toda la sociedad debería estar alerta, dijo, "de posibles casos para poner en marcha todo el sistema de protección existente".

El último, el de Avilés, es un caso particularmente claro. La víctima ya tenía antecedentes de malos tratos por parte de una pareja anterior, que fue detenido, de oficio, hace tiempo por la policía. El proceso judicial no progresó por la negativa de la mujer a declarar, informa Efe. Tampoco en ese caso la mujer llegó nunca a denunciar personalmente a su supuesto maltratador.

Este año, los datos recogidos por la Secretaría de Estado de Igualdad, muestran que más de la mitad de las víctimas mortales (el 52,9%) no superaba los 40 años. Una cifra similar a la de 2010. El 31,4% de las víctimas, además, eran extranjeras. En el caso de los agresores, el porcentaje es similar. En el 29,4% de los casos no era español.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de octubre de 2011