MADRID

Aguirre planea que los comercios puedan abrir a cualquier hora

La Comunidad estudia un informe para agilizar la apertura de negocios

A Esperanza Aguirre le gusta sorprender y presentar anuncios sin previo aviso. Abrir debates y marcar el paso. Pero ahora su Gobierno regional está sin dinero para anunciar inversiones seductoras. Así que es hora de abanderar, una vez más, el liberalismo. La última, es que los comercios abran siempre que quieran.

El número dos de la presidenta, Ignacio González, anunció ayer que el Consejo de Gobierno ha estudiado, ni siquiera ha aprobado, un informe sobre medidas liberalizadoras del comercio. El documento, elaborado por la Consejería de Economía, contiene medidas para agilizar y simplificar la apertura de establecimientos comerciales y prevé la libertad de horarios todos los días del año para todos aquellos locales comerciales de menos de 750 metros cuadrados -hasta ahora existía libertad de horario para los comercios con menos de 300 metros cuadrados-. Los concesionarios de coches y las grandes superficies dedicadas a la venta de muebles, bricolaje, juguetes y decoración también tendrán total libertad para abrir cuando quieran.

Con una declaración responsable, el empresario podrá comenzar el negocio

"No es una liberalización total quedan fuera las grandes superficies. Los objetivos son dos: la simplificación y agilización de todos los permisos para el inicio de una actividad comercial desde las licencias de obras como de la de apertura de esos negocios. El segundo es seguir ampliando la libertad de horarios de comercio", explicó González.

El vicepresidente aseguró que el Ejecutivo regional pretende convertir este documento en ley antes de final de año. Pero el texto no incluye ni el impacto económico ni el número de locales que se podrían beneficiar de la medida. Tampoco han previsto cómo conseguir que las licencias municipales sean más ágiles, porque depende en buena medida de los Ayuntamientos. Por ejemplo, el Consistorio de la capital aprobó en junio de 2009 "la ordenanza por la que se establece el régimen de gestión y control de las licencias urbanísticas de actividades" para agilizar los permisos de apertura. Pero la Comunidad de Madrid lo recurrió ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM).

Otro de los objetivos del documento, que ni siquiera es proyecto de ley, consiste en crear la "declaración responsable". Con esta figura, el emprendedor que quiera abrir un negocio no deberá esperar a la obtención de la licencia municipal. La Comunidad asegura que hay municipios en los que se tardaba dos años en conseguir la licencia. "En esta declaración justificará que cumple con todos los requisitos de la ley y asume bajo su responsabilidad que lo va a mantener durante todo el tiempo que dura su actividad. Sin que se afecten para nada las competencias municipales ni los ingresos de los Ayuntamientos", explicó González. Y agregó: "Se reforzarán las inspecciones y la legislación en materia de ejecución sustitutoria para que los que vulneren la ley para actividades distintas a las que han declarado se establezca un régimen sancionador ejemplar y rápido".

La Confederación Española de Comercio "lamenta la aprobación de estas iniciativas tanto por desconocimiento previo como por las consecuencias negativas que para el pequeño y mediano comercio acarrea una medida de tal calibre". La confederación madrileña expresó su sorpresa por no haber sido informada de un tema que les afecta directamente. La patronal madrileña, muy vinculada al Gobierno de Aguirre, ha evitado valorar el anuncio. "CEIM fijará su posición cuando conozca el informe para dinamizar el comercio madrileño".

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, ha informado hoy de que su Gobierno presentará una Proposición no de Ley para impulsar la devolución de las competencias de Justicia al Estado.AGENCIA ATLASundefined

Sobre la firma

Jesús Sérvulo González

Redactor jefe de Economía y Negocios en EL PAÍS. Estudió Económicas y trabajó cinco años como auditor. Ha cubierto la crisis financiera, contado las consecuencias del pinchazo de la burbuja inmobiliaria, el rescate a España y las reformas de las políticas públicas de la última década. Ha cursado el programa de desarrollo directivo (PDD) del IESE.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción