Los indignados de EE UU

"Superpreparados, superdesempleados"

Varios centenares de personas se sumaron ayer en Washington a las protestas de Ocupa Wall Street. Inspirados por el movimiento en Nueva York, llegaron este jueves a la plaza de la Libertad, en el centro de la capital. Por el momento tienen permiso para ocupar el recinto, en pleno centro de la ciudad y apenas a unos metros de la Casa Blanca, hasta el domingo por la noche.

"Nuestra intención es quedarnos después de ese día", explica Lisa Simeone, miembro de la organización Octubre 2011. Este grupo, que tenía planeado protestar contra la guerra de Afganistán con motivo de su décimo aniversario, así como el elevado presupuesto de defensa en detrimento de las necesidades de los ciudadanos, se ha visto beneficiado por el calendario.

"Vengo inspirado por lo ocurrido en Nueva York, pero también quiero recordarle a Obama que no ceda ante las presiones del Tea Party ni de la derecha", comentaba ayer Bobby Murray, ciudadano de Washington. A pesar de la crisis, que ha dejado sin empleo a varios familiares de este jubilado, Murray no retirará su apoyo a Obama en 2012. "Mira las opciones que hay, claro que le votaré".

Según la organización, unas 5.000 personas habían sellado el compromiso del movimiento en la capital. Entre ellos hay desde sindicatos de trabajadores hasta ciudadanos en paro y estudiantes. Como uno que se hacía llamar el "Máster del desempleo". Con un disfraz a medio camino entre un personaje de Los increíbles, banquero encorbatado y superhéroe, este graduado en paro decía representar al grupo de jóvenes "superpreparados y superdesempleados". Miles de estudiantes universitarios están atrapados en Estados Unidos por la crisis, la falta de oportunidades y la obligación de devolver los préstamos con los que pagaron la universidad, una situación que el superhéroe lleva con una dosis de humor. No podrá saldar sus deudas hasta después de morir y de momento se dedica al "desempleo creativo".

A pesar de las protestas en Manhattan, apenas unas decenas de jóvenes se habían reunido en los últimos días en varios puntos de Washington. Solo ayer, apoyados por una coalición de 150 organizaciones, consiguieron movilizar a un grupo con planes de manifestarse las 24 horas. "Nunca quisimos manifestarnos un fin de semana, queríamos que los que trabajan aquí vieran lo que está pasando", afirma Lisa Simeone.

Entre las diversas actividades organizadas por Ocupa DC están los tours de la calle K, sede de la mayoría de los lobbies y grandes firmas de la capital. En la plaza de la Libertad, sobre las inscripciones del texto de la Constitución grabadas en el suelo, quedan los comités de organización, atención a los medios, centro de voluntarios y hasta una guardería. En el escenario, discursos que alertan del "monumental colapso social" que afecta al país y peticiones de "más compasión y menos capitalismo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0007, 07 de octubre de 2011.

Lo más visto en...

Top 50