Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Desmontan el muro del XVIII bajo las obras de Barceló

El gran muro histórico que surcaba el subsuelo de la calle de Mejía Lequerica, y que afloró el pasado mes de marzo durante las obras del nuevo mercado de Barceló, ha comenzado a ser desmontado con excavadoras. El porte del muro, un segmento de unos 60 metros de longitud y 1,50 de anchura, con arcadas que sugerían un potente estructura hidráulica o bien la cimentación de una edificación de gran envergadura, mantuvo detenidas las obras del mercado durante varios meses.

Cuando afloró la estructura subterránea, de muy robusta tectónica, fuentes especializadas del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), consultadas entonces, señalaron que podría pertenecer al antiguo Cuartel de la Infantería Española. Se trataba de uno de los históricos acuartelamientos de Madrid, construido bajo el reinado de Felipe V tras concluir la Guerra de Sucesión, librada entre sus leales y los del archiduque de Austria. El cuartel perimetraba, además, una plaza de armas contigua, escenario de paradas militares registradas en anales de la época.

Las obras las ejecuta la Concejalía de Urbanismo de Madrid. Y la responsabilidad de la supervisión arqueológica corresponde a la Dirección General de Patrimonio de la Consejería de Cultura del Gobierno regional, cuyos responsables aseguran: "La pieza va a ser desmontada para ser posteriormente musealizada, no en el mismo lugar, sino en otro cercano".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 13 de septiembre de 2011